Emancipación social y nacional como proceso

martes, 29 de septiembre de 2009 · 0 comentarios

Patxi Azparren, Ainhoa Larrañaga y Pedromari Olaeta

En un Libro autobiográfico publicado hace 10 años por Joxe Iriarte (Bikila. Borrokaren Gorrian. Txalaparta 1999), este incansable militante en un pasaje narra la conversación que tuvo con dos militantes polimis en el camino de regreso a Hegoalde tras la amnistía. La charla discurrió sobre las expectativas que tenía cada cual sobre la nueva etapa histórica que se abría para Euskal Herria. Los dos polimilis comentaban que ellos contemplaban un cambio político dividido en dos fases: 1- cambio democrático; 2-cambio revolucionario. Bikila que a la sazón era miembro de ETA VI-LCR y que simpatizaba con el pensamiento trotskista, mostró su desacuerdo con una estrategia política dividida en dos fases, puesto que él era defensor de concepto de la revolución permanente. El, ahora veterano, militante oreretarra veía el peligro de que los polimilis entraran a participar en una salida reformista del régimen franquista. El tiempo confirmó que la etapa democrática planteada por algunos del los cuadros dirigentes de lo que fue la herencia de ETA pm, no era un capitulo sino un fin.

Aun procediendo de otro tiempo y otro espacio político, compartimos con Bikila, la preocupación por mantener la coherencia entre la teoría política y la práctica. Joxe Iriarte veía en la división temporal del proceso en dos etapas el germen de una acción política incoherente con los objetivos. Así, la implicación con otras organizaciones políticas “de orden” para conseguir ese primer cambio democrático significó un cambio de política de alianzas que al cabo del tiempo llevaron a personas como Mario Onaindia al otro extremos del mapa político, al totalitarismo constitucional.

El germen de la incoherencia que Bikila seguramente situaba en el ámbito doctrinal, sin embargo, es posible que para quienes protagonizaron esa cabriola ideológica y vital fuera asumida de otra manera. Muchas personas que se ven atraídas por la política y tiene menos escrúpulos a la hora de decantarse por una u otra opción, reducen su reflexión ideológica a conceptos como “la relación de fuerzas”. Ese reduccionismo es uno de los que permiten casi cualquier posicionamiento que justifique seguir viviendo de la política. Además dándose el caso de que estas personas no suelen coincidir con quienes más arriesgaron en la etapa anterior.

Más de treinta años después, recientemente, hemos podido conocer que algunos planteamientos de varios sectores de la izquierda Abertzale, incluida ETA, nos hablan de nuevo de una final de ciclo armado dividido en dos etapas: 1-marco democrático; 2-marco de plenas libertades.

De nuevo la historia parece repetirse y esta vez no debe caerse, en nuestra opinión, en la equivocación de analizar tal propuesta de solución desde el ámbito de la doctrina política, porque de nuevo parece que dicho esquema no responde a una coherencia programática, sino a una aceptación de las relación de fuerzas surgida de las últimas décadas de confrontación político-militar.

Antes de proseguir esta exposición, vemos necesario aclarar que la crítica a esta propuesta de solución por etapas no pretende, en ningún caso, poner la mínima traba a cualquier intento de solución digna para dar fin a la violencia política multilateral. La situación de injusticia creada, la conculcación múltiple de derechos, nos hace sentir la necesidad imperiosa de ayudar a facilitar cualquier acuerdo que por fin evite que haya más asesinatos, torturas, secuestros legales e ilegales, presos, guardaespaldas…Esta crítica tampoco pretende adoptar una actitud maximalista que no sería sino una pose estética carente de viabilidad.

En nuestro caso, como Joxe Iriarte en su día, preocupados por que la etapa transitoria se convierta en definitiva y que los esfuerzos por conseguirla hagan que las alianzas se busquen entre los grupos que quieren frustrar definitivamente la posibilidad de una Euskal Herria libre, en paz y con justicia social, tan solo pretendemos animar a pensar y actuar en otras hipótesis posibles para el fin de ciclo.

ANOETA

La Declaración de Anoeta, aceptada por ETA posteriormente, abre la posibilidad de intentar un esquema de solución satisfactorio y generador de nuevas dinámicas transformadoras.

Es evidente que ETA solo dejará las armas definitivamente y sin riesgo de que nuevas generaciones tomen la misma vía, si la solución es negociada. Los contenidos de un proceso negociador en el que algún momento deberá entrar el Estado español pueden ser perfectamente aquellos que se propusieron en la Declaración de Anoeta. Ajustar los contenidos de la negociación del fin de la violencia política multilateral a esos espacios facilita la participación de una intermediación internacional, de una presión popular desde Euskal Herria favorable a un acuerdo digno para todas las partes. El fin negociado de conflicto armado es una necesidad y una urgencia con tempos y desarrollo propio. Un tempo que puede ser acelerado por quien está en su mano hacerlo.

Sin embargo, en los aspectos políticos que no debieran atener a un grupo armado, el tempo, el desarrollo, los ingredientes, los actores son diferentes. Diferenciado de una solución negociadora que se cruce con la solución del conflicto armado y que agregue más ingredientes que la mera relación de fuerzas, el conjunto político, sindical, y social que tiene a Euskal Herria como única referencia nacional y como sujeto político podría acordar una estrategia de construcción nacional y social que asumiera el enfrentamiento democrático, pacífico y civil contra la el sistema jurídico de los Estados español y francés. Un modelo de enfrentamiento democrático, activo, no dramático que no contemple una negociación con los Estados sino una nueva mayoría que impulse un acuerdo con las personas que viven en Euskal Herria para hacer un Estado soberano.

El pragmatismo tiene de peligroso que nos hace convertirnos en lo que no queríamos ser, el utopismo tiene de peligroso que no arregla los problemas reales de las personas que sufren en el día a día. La utopía, como dice nuestro amigo Pepe Beunza, es aquello que se aleja según vamos acercándonos, pero lo que nos ayuda a seguir siempre mejorando.

Un proceso de emancipación nacional y social dinámico, sin etapas, sin objetivos finalistas (en clave “fin de la historia”) es el más sugerente para la realidad social actual de la Euskal Herria compleja. El Estado Vasco es un instrumento que necesitamos con urgencia. Un instrumento, no un fin en si mismo, una herramienta para huir de los regimenes jurídicos etnicidas de España y Francia, para asegurar nuestra pervivencia y desarrollo como pueblo y para poder establecer un sistema socio-económico propio justo.

Nobenaixuak ahal izan du frankismoaren aurkako hiru lagun omentzea

lunes, 28 de septiembre de 2009 · 0 comentarios

MONDRABERRI. Testua: Gontzal Landa Herbias / Argazkiak: Isei Barbero eta G.L.H / 2009ko irailak 25, ostirala

Gaur bezalako egun batean, 1936an, ejerzito frankistak Arrasate hartu zuen

















Oztopoak oztopo, Nobenaixuak gorazarre egin ahal izan die Debagoieneko Fusilatuen Elkarteari (Lau Haizetara Gogoan) eta Oktubre Taldeari. Izan ere, etengabeko lan konprometitua egin baitute urte luzeetan, memoria historikoa berreskuratzeko eta lau haizeetara zabaltzeko.

Jai Komisinoko ordezkariek omenduei enbutu bana jantzi diete, Maritxu Kajoi azpian batutako herritarren txalo beroen artean. Hirurak hunkituta zeuden eta eskerrik beroenak eman dituzte.

Horren ostean, hirurek kupelatik ardoa atera dute eta barran zerbitzatu dute. Txikiteroekin gazta-pintxoak daztatu dituzte, aldarte onean eta solasean.Omenaldiko aurkezpen-lanak Iraitz Agirre eta Beñat Irazabal gazteek egin dituzte. Azaldu dute zergatik Komisinuak erabaki duen aurten gorazarre egitea Garai, Uribesalgo eta Ruiz de Alegriari.

Gainera, 1936ko pasarte historiko bat azaldu dute, zehazki, ejerzito frankistak Arrasate hartu zuenekoa (gaur moduko egun batean, 1936an, armada frankistak gure herria inbaditu zuen).

Frankistek hainbat pertsona preso hartu zituen, eta Herriko Plazan lotuta utzi zituen, abiazioak herria bonbardatu aurretik. Misil batek plazan egin zuen eztanda, baina zorionez, ez zen hildakorik izan.

Omenaldian Juan Ramon Garai historialariak hitza hartu du, eta han bildutako guzti-guztiei azpimarratu dizkie orduko (30. hamarkadako) eta gaurko borrokaren arteko berdintasunak.

Hitz horiek egin ditu, Polizia autonomikoak ekitaldi jaizalea gainetik jarraitzen zuen bitartean, eta bideo batekin omenaldia grabatzen zuen bitartean.

Trini Ruiz de Alegriak 86 urte dauzka. Bere bi anai, Pedro eta Francisco, Errepublikaren aldeko Dragones batailoiko miliziano boluntarioak izan ziren, gerra frentean. Hurrenez hurren, Aretxabaletan eta Intxortan hil zituzten frankistek.

Bere aita (Valentin), ama (Maria), arreba (Nati) eta Trinik berak ihes egin behar izan zuten Arrasatetik, 1936ko irailean. Bilbo, Santander, Frantzia eta Kataluniar Herrialdeetan egon ziren erbestean. 1939ra arte ezin izan zuten sorterrira itzuli.

Valentin Zerrajerako langilea zen, 10 urte zituenetik, baina enpresako Zuzendaritzak ez zuen onartu 58 urte zituenean, “gorrien” aita eta errepublikanoa zelako. Beraz, kalean utzi zuen eta herritik kanporatu.

Valentinen anaia, Tomas izenekoa, preso hartu zuten frankistek. Kartzelatik irteterakoan, borroka klandestinoari ekin zion, eta berriro sartu zuten espetxean 1948an.

Jose Luis Uribesalgok
77 urte ditu. Frankistak Bedoña auzoko Elorrixa baserrira heldu zirenean, lau urte baino ez zituen.

Dionisio, bere aita, preso hartu zuten.Egun batzutan Arrasateko udaletxeko kartzelan gatibu izan zuten. Gero Ondarretako espetxera eroan zuten. Esan zioten libre utziko zutela, baina azkenean Oiartzun inguruan fusilatu eta gorpua desagerrarazi zuten.

Jose Luis Uribesalgok lau urte zituen, eta bederatzi anaia-arreba zituen. Kontuan hartu behar da guztietatik zaharrenak 13 urte zituela. Urte latzak bizi zituzten, beraz. Borroka klandestinoari ekin zion, eta ETAn buru-belarri sartu zen. 1961eko udan Jabier Arizabaletak eta biek Lapurdin aurkitu zuten erbesteko babesa.

Juan Ramon Garai
historialaria eta sindikalista ohia da. Bere aitajauna, Juan Bengoa, Zerrajerako langile zen, baina 38 urte zituenean preso hartu zuten. Ondarretako espetxera eroan zuten, eta “libre” utzi ostean, fusilatu egin zuten Hernaniko hilerriaren kanpoaldean.

Hortaz gain, Juan Ramon Garairen amandrea, sei seme-alaba zituen, baina Zerrajeran lana ukatu zioten.

Juan Ramon Garairen aita, Fermin deitzen zen, Loiola batailoiko boluntario zen eta preso hartu zuten. Ezin izan zuen ondorengo 7 urteetan Artia baserrira itzuli. 1962ko maiatzean Unión Cerrajerako greba bultzatu zuen, Jose Mari Lasagabaster “Bentxes”-ekin batera.

Juan Ramon Garai berak ere langile-borrokan lan egin du urte luzez. Gainera, historialari nekaezina da, eta memoria berreskuratzeko hainbat liburu idatzi ditu.

Hirurek jaso dituzte arrasatearren omenaldia eta txalo bero eta hunkigarriak. Zorionak hirurei!.

http://www.mondraberri.com/mondraberri/contenidos.item.action?id=5379726&menuId=5704599

Intxortako Atea: Faxismoa Gelditu!!

jueves, 24 de septiembre de 2009 · 0 comentarios

Lau Haizetara Gogoan, Intxorta 1937 Kultur Elkartea, Elgetako Udala



Ahanzturaren horma irekitzen duen atearen ondoan, faxismoaren aurrean erresistentzia latza erakutsi zuten miliziano eta gudari guztiak, isilpera kondenatutako emakume guztiak gogoratuko ditugu. Ideologia desberdinetako batailoiak osatzen zuten boluntario gazteek 1936ko urriaren 4tik hasi eta hurrengo hilabeteetan -1937ko apirilaren 24a bitarte- Bizkaia bidean ziren Mola jeneralaren indar erreboltariak gelditu izana gogoratuko dugu.

Faxista haiek armez matxinatu ziren herriaren borondatearen legitimotasunaren aurka, Iberiar Penintsulako herri eta nazioen eskubide sozial, ekonomiko, zibil eta politikoen errespetuan oinarritutako gizarte bat eratzeko edozein esperantza hiltzeko. Egundoko genozidioa egin zuten era horretan. Gauzak horren gordinak izan arren, ezkutatu eta ezabatu nahi izan da azken urtetan genozidio horren tamaina, eta dena 40 urtetan egindako sarraskien inmunitatean oinarritutako eredu politikoaren mesedetan.

Errepublikaren defendatzaileek erakutsitako mugarik gabeko konpromisoaren erakuslea da Intxorta, eta hori guztia giza baliabideetan eta armetan askoz ere gehiago zen etsai baten aurrean; gainera, Alemania eta Italia moduko estatu faxisten laguntza zuten, inolako zigorrik jaso gabe jardun zutenak, armak, hegazkinak eta tropak ekarri baitzituzten. Gainera, Frantziako eta Britainia Handiko gobernuen “esku ez hartzeko ituna”ren laguntza handia izan zuten, eta horrek erraztu egin zuen haiek esku hartu izana. Gobernu horiek, hain zuzen ere, genozidio frankista aitortu nahi ezik jarraitzen dute, genozidio juduarra edo armeniarrarekin ez bezala.

Intxortan 1936ko urriaren 4an egindako defentsari esker urriaren 7an lehenengo Eusko Jaurlaritza osatu zen, eta hor ordezkatuta zeuden errepublikar legezkotasuna eta estatutuen garapena defendatzen zituztenak. “Elgetako Estatutua” deitu zioten estatutu berri horri.

Elgeta faxismoaren esku erori zenean 1937ko apirilaren 24an, 7 hilabete igaro ziren; Intxorta mendietan, frontean, adorea eta sufrikarioa nahastu ziren hilabete luze horietan.

Gertakari haiek izan eta 73 urte geroago ez dago fusilatuen, desagertutakoen, goseak eta gaixotasunak frontean hildakoen errolda ofizialik, ez dute egin preso hartu, exiliatu, errepresaliatu zituztenen errolda ofizialik; ez dute egin herritarrei konfiskatu eta errekisatutako ondasunen erroldarik.

Egunotan faxismoa agertu zaigu berriro gure artean mehatxuka, gero eta argiago justifikatzen da 1936ko uztailaren 18az geroztik egindako genozidioa, eta bien bitartean, Egia, Justizia eta Kalte-ordaina bete gabe jarraitzen dute oraindik eta alderdi politiko antifrankistak legez kanpo uzteak ez errepikatzeko bermeak oso urrun daudela adierazten digute.

Horregatik, agente sozial, politiko eta sindikalak behartuta gaude esku hartzera, egia azaleratu dezaten, justizia egin dezaten eta kalte-ordain neurriak ezarri ditzaten, eta halaber, bermeak jarri ditzaten berriro halakorik errepikatu ez dadin, Errepublika garaiko askatasunak itzuli ditzaten, eta defendatu zituzten herritarrekiko zorra kitatu dezaten. Konpromisoa dugu, azken batean, geroko belaunaldien eskubide zibil eta politikoak errespeta daitezen.

EGITARAUA

11:00etan kalejira Andoaingo talde errepublikanoarekin.

11:30etan martxa Elgetatik
Intxortako Atean:
Biolinak hasiera.
Intxorta 1937 Kultur Elkartea: Jesus Gutiérrez: Intxortako borrokalariak.
Bertsolariak.
Gudari batek hitz egin.
Aurrezkoa – Agurra – Elgetako taldeak.
Elgetako udalaren izenean.
Internazionala biolinarekin Arrasate Musikalaren eskutik, bitartean lora eskaintza.
Lau Haizetara Gogoan izenean.
Andoaingo talde errepublikanoa: Niña republicana, A las Barricadas eta Eusko Gudariak.

14:00etan bazkaria


















Este homenaje a todos los milicianos y gudaris, a todas las mujeres silenciadas, lo vamos a celebrar en Intxortako Atea, puerta que rompe los muros del olvido, y que recuerda la resistencia contra el fascismo durante los siete meses que van desde el 4 de octubre de 1936, al 24 de abril de 1937, de un ejército vasco lleno de jóvenes voluntarios encuadrados en batallones de diferentes ideologías, que con su gesta el 4 de octubre del 36 y la posterior resistencia durante meses, paralizaría a las fuerzas fascistas de Mola en Elgeta en su intento de penetrar en Bizkaia.

Unos fascistas que se alzaron en armas, contra la legitimidad de la voluntad popular, con el fin de eliminar sistemáticamente cualquier esperanza de construir una sociedad basada en el respeto a los derechos sociales, económicos, civiles y políticos de los pueblos y naciones de la Península Ibérica, y que cometieron un tremendo genocidio cuyas dimensiones han sido disimuladas y borradas en aras de consolidar un modelo político basado en la inmunidad de las atrocidades cometidas durante 40 años.

Los Intxortas son un referente del compromiso sin límites que demostraron miles de personas, defensoras de la legalidad republicana y la legitimidad democrática frente a un enemigo infinitamente superior en recursos humanos y materiales que además contaba con la ayuda de varias potencias fascistas como Alemania e Italia, que intervinieron con total impunidad, aportando armas, aviación y tropas regulares. Quienes además, contaron con la valiosa ayuda del “pacto de no intervención” de los gobiernos de la Francia y de la Gran Bretaña. Estos gobiernos a día de hoy siguen sin reconocer el genocidio franquista, tal y como ya lo han hecho con los genocidios judío y armenio.

La defensa realizada el 4 de octubre de 1936 en los Intxortas permitirá el 7 de octubre, la conformación del Gobierno vasco unitario con una amplia representación de quienes defendían la legalidad republicana y el desarrollo estatutario. Al citado Estatuto se le conocerá como el “Estatuto de Elgeta”

Cuando Elgeta caiga bajo las botas del fascismo, el 24 de abril de 1937, habrán pasado siete meses en los que el frente de los Intxortas vivirá momentos de heroísmo y sufrimiento.

73 años después de aquellos hechos, no existe un censo oficial de cuántas personas fueron fusiladas, desaparecidas, muertas en el frente, por el hambre y la enfermedad; no se ha elaborado ningún censo oficial de quiénes estuvieron en prisión, en el exilio, de quienes sufrieron todo tipo de represión, no se ha realizado un censo de incautaciones y requisas a la población.

Estos días en que estamos siendo testigos de la presencia amenazante del fascismo, de quienes justifican el Genocidio realizado a partir del 18 de julio de 1936, la Verdad, la Justicia y la Reparación continúan pendientes, mientras que la ilegalización de fuerzas políticas antifranquistas deja a las claras que las garantías de no repetición están muy lejos de ser una realidad.

Es por ello, que los poderes públicos y los agentes sociales, políticos y sindicales, estamos obligados a intervenir, con el fin de que se haga justicia y se implementen medidas reparadoras, incluyendo los consiguientes mecanismos de garantía para su no repetición, y restituir la deuda contraída con las libertades republicanas, con todas aquellas personas que las defendieron. Debemos exigir un compromiso con el respeto de los derechos civiles y políticos de las actuales y futuras generaciones.

Las Juntas de Gipuzkoa desaprueban que Interior retire las fotos de presos de ETA

· 0 comentarios

Noticias de Gipuzkoa 09-09-24

PSE y PP rechazaron el texto, apoyado por PNV, Hamaikabat, EB, Alternatiba y Aralar.
La Cámara también mostró su respaldo a las víctimas y a la deslegitimación de ETA.

Donostia. Las Juntas Generales de Gipuzkoa dieron ayer luz verde -con los votos a favor de PNV, Hamaikabat, Aralar, EB y Alternatiba- a una moción que desaprueba "la política que sigue el Departamento de Interior del Gobierno Vasco de retirar las fotografías de los presos vascos". El texto, que fue rechazado por PSE y PP y provocó un fuerte enfrentamiento, añade que la actitud del Ejecutivo, "además de no tener justificación legal, viola gravemente la libertad de expresión".

La Cámara, que acordó "remitir la notificación oficial de esta moción al presidente del Gobierno Vasco y al Consejero de Interior", instó además a este último a tutelar "los derechos a reunirse, a manifestarse y a la libertad de expresión".

Las Juntas aprobaron también otra iniciativa que insta a la Diputación a "implementar políticas públicas" que impulsen "la deslegitimación del terrorismo y el apoyo a las víctimas, en colaboración con todas las administraciones vascas". Este texto muestra su solidaridad a los trabajadores de la Y vasca y recuerda a las personas asesinadas por ETA en esta legislatura, además de reclamar la desaparición de "cualquier espacio de impunidad". La iniciativa fue presentada por PSE-EE y PP y respaldada por PNV y Hamaikabat, mientras que EB y Alternatiba se abstuvieron y Aralar se posicionó en contra al considerar que "no incluye a todas las víctimas".

Ambas mociones centraron el debate de la tercera y última sesión del Pleno anual de Política General del Parlamento guipuzcoano, en el que socialistas y populares dirigieron duros reproches al diputado general, Markel Olano, por haber planteado un consenso social y un "blindaje ético" frente al terrorismo en su discurso del primer día y, después, apoyar la propuesta de Aralar sobre las fotos de presos.

La socialista Lore Suárez, quien calificó esta iniciativa como "la moción de la vergüenza", recriminó al PNV su voto a favor de dos textos "radicalmente distintos". En la misma línea, la portavoz del PP, Regina Otaola, opinó que "tener la foto de un asesino colgado en los pueblos y ver su cara un día sí y otro también no es deslegitimar el terrorismo, es todo lo contrario".

Desde las filas del PNV, Asier Aranbarri replicó: "Seremos los primeros en ponernos en contra de toda violencia, pero una foto como tal tiene seguramente mucho más que ver con la reivindicación legítima del acercamiento de presos que con la apología del terrorismo".

Las Juntas, por otro lado, sacaron adelante una moción del PNV, Hamaikabat y Aralar en la que se insta a todas las instituciones vascas a "reconocer que el pueblo vasco tiene derecho a decidir su propio futuro", así como "su estatus político, económico, social y cultural, dotándose de un marco propio". Los junteros de PSE y PP se opusieron también a esta iniciativa.

La crisis está empezando

lunes, 21 de septiembre de 2009 · 0 comentarios

Michel Husson
VS 04-09-2009. Traducción: Alberto Nadal para VIENTO SUR


Era previsible: el menor temblor de la coyuntura iba a ser interpretado como la señal del comienzo del fin de la crisis. Un trimestre de crecimiento no negativo ha bastado para que los traders y los bonus vuelvan con ardor. Se intenta tranquilizar como se pueda. Así, el instituto patronal francés Rexeco subraya que “el ajuste a la baja de los efectivos en la fase recesiva actual ha sido más débil que el observado en precedentes fases recesivas”.

Suponer que la recesión pueda ser borrada por una mini-recuperación, es no ver más allá de la punta de la nariz. Que el ajuste sobre el empleo haya sido (relativamente) moderado tenida en cuenta la amplitud del choque, es posible. Pero la contrapartida es un retroceso brutal de la productividad que Rexecode cifra en el 2,2%. Esto quiere decir que los resultados de las empresas se degradan otro tanto, así como las finanzas públicas por la parte del paro parcial que toman a su cargo. ¿Quién puede creer que las empresas no van a intentar restablecer sus ganancias, bloqueando los salarios, o ajustando sus plantillas? Todos los dispositivos, como el paro parcial que juega un papel considerable en Alemania, tienen una duración de utilización limitada. Y, cuando se agoten, los despidos directos tomarán el relevo. El gobierno francés lo sabe bien, y ha presentado más bien un perfil bajo a propósito del “retroceso” reciente del paro adquirido a golpe de “estadística creativa”, y que no impedirá su aumento ulterior (bajo reserva de nuevos tratamientos “estadísticos”).

La hipótesis de una recuperación significativa es poco probable debido precisamente a los ajustes frente a la crisis. En los Estados Unidos, la tasa de ahorro de las familias ha aumentado sensiblemente, lo que quiere decir que el sobreconsumo basado en el sobreendeudamiento no podrá ya volver a encontrar su papel de motor del crecimiento. China se reactiva también, pero la demanda interna juega un papel más importante que las exportaciones, lo que implica también menores importaciones y por tanto mercados menos dinámicos para los Estados Unidos o Europa. Japón está catatónico, el Reino Unido casi en quiebra y Alemania no cuenta más que con las exportaciones, contribuyendo así a deprimir el crecimiento en toda Europa. Un sector motor como el automóvil va a averiarse una vez que los planes “renove” y similares sean suprimidos. Y las empresas no están en absoluto incitadas a invertir más allá de un mantenimiento de las capacidades de producción en algunos sectores. No hablemos del “ladrillo”.

Los próximos meses verán pues ponerse en marcha un nuevo bucle recesivo alimentado por dos mecanismos que no actúan aún. En primer lugar, la demanda salarial va a acabar por estancarse debido a la bajada del empleo y el bloqueo de los salarios. A la vez, las medidas destinadas a reabsorber los déficits presupuestarios van a anular progresivamente el efecto de arrastre de los gastos públicos y sociales sobre la actividad económica.

Sería pues erróneo dejarse impresionar por el sentimiento general de alivio: “¡bueno, finalmente no era tan grave!” Tenemos, al contrario, ante nosotros varios años de crecimiento deprimido y de medidas de austeridad destinadas a enjugar los planes de relanzamiento. Tras los discursos tranquilizadores, se juega en realidad una comedia siniestra: lo que ocurre hoy, es la reconstitución discreta de las ganancias y de las rentas, de la que el asunto de los bonus es un pequeño símbolo. Y muy malos golpes se preparan contra la Seguridad Social y las jubilaciones.

Todo esto es, después de todo, comprensible: los intereses sociales dominantes no tienen más que un único objetivo: restablecer el funcionamiento del capitalismo anterior al estallido de la crisis. Es lógico pero al mismo tiempo absurdo. Lógico, porque no existe alternativa: de la última gran recesión (la de 1974-75) el capitalismo pudo salir al precio del gran giro neoliberal de comienzos de los años 1980. Pero no hay en el fondo más que dos formas de funcionar para el capitalismo: “a lo Keynes”, como durante los “Treinta Gloriosos”, o “a lo liberal”. Como las presiones sociales son insuficientes para volver a la primera fórmula, no queda otra salida que ir aún más lejos en la vía neoliberal. Pero es absurdo: esta vía está taponada de forma duradera porque sus condiciones de viabilidad han sido destruidas por la crisis financiera. Tal es la contradicción mayor del período que se abre.

Publicado en Regards, septiembre 2009, y en la web de Michel Husson (http://hussonet.free.fr/).

CRISIS. Decálogo de medidas urgentes

miércoles, 16 de septiembre de 2009 · 0 comentarios

Desde la huelga general del 21-M las consecuencias de la crisis han continuando agravándose, la patronal ha elevado el tono de sus exigencias y los gobiernos siguen a su servicio aplicando políticas que no responden a la crítica situación por la que atraviesan miles de trabajadoras y trabajadores, así como los colectivos más desfavorecidos y excluidos de la sociedad.

La patronal y las administraciones públicas no pueden seguir imponiendo unilateralmente su modelo económico y social, ni engañar a la sociedad con un “diálogo social” diseñado a la medida del capital para que nada cambie, y con el objetivo de neutralizar la acción sindical reivindicativa.

ELA-LAB-ESK-STEE/EILAS-EHNE e HIRU, apostamos por un modelo económico y social alternativo, basado en la justicia social, en la igualdad y en el reparto de la riqueza y del trabajo tanto productivo como reproductivo.

Por esa razón reivindicamos un cambio en las políticas que se aplican; una profunda transformación que permita a los hombres y mujeres que vivimos en Euskal Herria participar en la decisión de nuestras propias políticas económicas, laborales y sociales; y un marco propio con competencias legislativas plenas en materia económica, laboral y de protección social.

Al mismo tiempo, y teniendo en cuenta la urgencia y gravedad de la situación, emplazamos al Gobierno Vasco, Gobierno de Navarra y a las Diputaciones Forales a adoptar una serie de medidas realizables a corto plazo si verdaderamente existe voluntad política para ello.

1. Mantenimiento del empleo frente a los despidos y mejorar la calidad de empleo:

· No aprobar EREs sin acuerdo de la mayoría de la representación sindical.

· Eliminar el fraude en la contratación temporal, obligando a las empresas a convertir el empleo temporal en indefinido y limitar la subcontratación.

· No a las privatizaciones.

· Proteger la salud laboral y la vida de los trabajadores y trabajadoras.

2. Garantizar la igualdad en las condiciones laborales, eliminando toda discriminación por razón de género, edad, discapacidad o nacionalidad.

3. Aumentar las prestaciones sociales para responder al incremento del desempleo y de la pobreza:

· Que todas las personas en desempleo perciban una prestación que permita una vida digna.

· Implantar un salario social por encima del umbral de pobreza.

4. Una política fiscal justa y progresiva que contribuya al reparto más equitativo de la riqueza.

· Volver atrás las rebajas de impuestos aprobadas en lo últimos años a las rentas altas y al capital (IRPF, Impuesto sobre Sociedades e Impuesto sobre el Patrimonio).

· Realizar inspecciones fiscales dentro del periodo de prescripción a todas las rentas que no son del trabajo y depurar los casos de corrupción fiscal en las Haciendas.

5. Aumentar el gasto público en sanidad y educación para equipararlo a la media de los países económicamente más desarrollados:

· Un 50% el gasto público en sanidad. (Datua hegoaldekoa izan behar da)

· Un 38% el gasto público en educación. (Datua hegoaldekoa izan behar da)

6. Establecer por ley el reconocimiento de los siguientes derechos:

· Cobertura de todas las situaciones de dependencia, que serán atendidas por un servicio público de calidad.

· Cobertura en la red pública de todas las plazas que se demanden en la misma para el tramo de 0 a 3 años.

· El acceso efectivo a una vivienda de alquiler social, y penalización fiscal de las viviendas vacias.

7. Impulso del sector público como motor del desarrollo económico y social. Ello requiere un sistema público de finanzas, un sector público potente en la industria y la energía, así como orientar el resto de politicas sectoriales.

8. Garantizar la libertad sindical, el respeto a las mayorías sindicales, el derecho a huelga (sin decretar servicios mínimos abusivos) y poner fin a la a la exclusión de determinados sindicatos por la línea sindical que desarrollan. Asimismo, paralizar la ingerencia de los tribunales de la competencia en las relaciones laborales.

9. Fomentar la participación social en el diseño de las politicas económicas y sociales, teniendo en cuenta la opinión de la sociedad a través de procesos reales de consulta y referéndum vinculantes en asuntos importantes (reformas de impuestos, Tren de Alta Velocidad, salario social,...).

10. Impulsar un Marco Vasco de Relaciones Laborales y Protección Social, con el objetivo de dotarnos en Hego Euskal Herria de legislación propia en materia de empleo, negociación colectiva y protección social, de manera que nos permita adoptar entre otras medidas: reducción de la jornada laboral, eliminación de las horas extras, adelantar la edad de jubilación, realizar politicas efectivas de empleo, mejorar el sistema de pensiones y dignificar los salarios

Euskal Herria 2009-09-03

Errausketarik ez!!

sábado, 12 de septiembre de 2009 · 0 comentarios



Euskal preso politikoen eskubideen alde

viernes, 11 de septiembre de 2009 · 0 comentarios

Azken hilabeteotan euskal preso politikoen eskubideen alde burutu diren ekimenen aurrean zenbait arduradun politikok eta zenbait polizia gorputzek izan duen jarrera benetan kezkagarria dela deritzogu. Oinarrizkoak diren eskubide batzuen ldarrikapenari bortizkeria handiz erantzun diote, bereziki Ertzaintzaren eskutik etorri den bortizkeriarekin.

Argazkien aurkako jazarpenak, elkarretaratze eta manifestaldien debekuak eta hauen guztien aurka erabili duten bortxakeriak zer pentsatua ematen digu. Kalean euskal preso politikoen aldarrikapena isildu nahi dute, eta espetxeetan egoera okerrera egiten da. Azken hilabeteetan espetxeetatik jaso ditun berriek egoeraren neurria erakusten digute. Euskal preso politikoak jipoituak izaten ari dira lekualdatzeetan, biziarteko zigorra ezartzen ari zaie, gaixotasun larriak dituzten presoak barruan dituzte. Bisitetara bidean doazen senideen aurkako mehatxuak eta jazarpena ere areagotzen ari da.

Guzti honen aurrean, eremu ezberdinetan lanean ari garen euskal herritarrek Etxerat Elkarteak datorren larunbaterako antolatu duen manifestazioarekin bat egiten dugula adierazi nahi dugu, euskal preso politikoen eskubideak bermatuak izan daitezela aldarrikatzen dugularik:

Kondena betea duten preso politikoak aske uzteko eskatzen dugu.

Gaixotasun larriak dituzten preso politikoak aske uzteko eskatzen dugu.

Euskal presoak Euskal Herrira ekartzea aldarrikatzen dugu.

Nahikoa da esateko garaia da. Ziur gaude larunbatean milaka izango garela manifestazio honetan bilduko garenak. Gure aldetik euskal herritar guztiei dei egiten diegu manifestazio honetan parte hartu dezaten.

Euskal Herrian, 2009ko irailaren 11n

Libertad de elección ejercida

martes, 1 de septiembre de 2009 · 0 comentarios

EDITORIAL Noticias de Gipuzkoa 07-09-09

Una de las ficciones más repetidas y más reproducidas por ciertos medios de comunicación con respecto a los anteriores Ejecutivos vascos ha sido, junto a la de la supuesta connivencia con el terrorismo, la de la puesta en marcha de una política educativa poco menos que de adoctrinamiento para hacer desaparecer el castellano. Pura fantasía, pero con mala intención. Según han venido defendiendo algunos responsables del PP y del PSOE, la enseñanza en castellano estaba poco menos que proscrita por el "régimen nacionalista" y había que recuperar "la libertad de elección de los padres". Lo único cierto es que los padres y madres vienen ejerciendo esa libertad de opción desde hace decenios, aunque el resultado no les guste a algunos, al parecer. Los datos de matriculación lo corroboran año tras año. Se ha visualizado especialmente al inicio de este curso, en el que el modelo A, de enseñanza en castellano con el euskera como asignatura, ha sufrido un nuevo descenso mientras que el D (en euskera) registra un aumento notable. Con gobierno nacionalista o socialista, los padres saben perfectamente qué elegir. Y optan indudablemente y con total libertad por que sus hijos conozcan las dos lenguas oficiales de Euskadi, sin olvidar, por supuesto, el inglés. Por ello, eligen el único modelo que garantiza -con los ajustes que sean necesarios- que los alumnos terminen la enseñanza con el dominio de ambos idiomas. Empeñarse, por tanto -y esta vez sí de forma absolutamente artificial y tramposa-, en impulsar el modelo exclusivamente en castellano no sólo no es respetuoso con el espíritu y la letra de la normativa en materia lingüística, sino que contradice la voluntad mayoritaria de padres y madres. El socio preferente de Patxi López, el PP, sin embargo, se encuentra empeñado en marcar el terreno al Gobierno y no ahorra en argumentos obsoletos y falsos para promocionar un castellano que jamás ha estado en riesgo alguno (al contrario, por cierto, que el euskera). Atribuir ahora, como hace Leopoldo Barreda, a una inexistente "campaña de acoso" al castellano los resultados de las matriculaciones sólo puede buscar impedir que López alcance un acuerdo objetivamente necesario en materia de educación con el nacionalismo.

Palestina/israel. La urgencia de la campaña “Boicot, desinversiones y sanciones”

· 0 comentarios

Viento Sur / 03/09/2009 Omar Barghouti

[Intervención de Omar Barghouti en el mitin central de la Universidad de Verano del Nuevo Partido Anticapitalista (NPA), en Port Leucate, el 23 de agosto de 2009].

Simone de Beauvoir nos advirtió un día de que los opresores tienen interés en que sólo la conciencia de los oprimidos sea modificada, y no la situación que les oprime. Los opresores, sean las multinacionales que esquilman los recursos de las naciones más débiles, los capitalistas que explotan a los trabajadores, o los colonos que esclavizan a las poblaciones indígenas o que recurren a la limpieza étnica, todos los opresores tienen un rasgo común: harán todo lo que puedan para conservar su situación de dominación y sus privilegios, aunque sea al precio de pisotear todo derecho y todo principio.

Los oprimidos, en su combate por la emancipación, la igualdad y la reafirmación de su humanidad, deben darse por objetivo poner término a las condiciones mismas de la opresión y cambiar las relaciones de opresión de una forma que permita a cada uno recobrar su humanidad, como subraya el brasileño Paulo Freire.

Tras la caída del apartheid en Africa del Sur, Nelson Mandela decía: “Sabemos demasiado bien que nuestra libertad será incompleta sin la libertad de los palestinos”. Igualmente, el movimiento por la libertad y los derechos de los palestinos debe ser parte integrante del movimiento social internacional que combate la opresión en todas partes del mundo y echa las bases de un mundo digno, desembarazado de toda forma de explotación; este combate incluye las luchas sindicales en Francia por los derechos de los trabajadores; las luchas de las comunidades inmigrantes en toda Europa contra el racismo y por la igualdad de derechos; las luchas campesinas para defender su marco de vida contra la hegemonía de la agricultura industrial; las luchas de las mujeres por una igualdad total y real; las luchas de los estudiantes, de los artistas, de los enseñantes, de los asalariados de los servicios públicos por una democracia y un progreso social y económico auténticos.

En un mundo en que la doctrina del “choque de civilizaciones” se despliega como una profecía autorealizadora, reivindicar nuestra humanidad común es de una importancia y de una urgencia sin precedentes. Es hoy más que nunca crucial que tomemos conciencia de nuestro interés común, nosotros, los pueblos del mundo, en resistir conjuntamente frente al imperio y en imponer el reino del derecho internacional, y no de la ley de la jungla que los gobiernos occidentales intentan extender. El pasado 9 de julio, celebrábamos el 5º aniversario de la condena, por la Corte Internacional de Justicia, del Muro del Apartheid construido por Israel, una prueba viviente del fracaso evidente de la comunidad internacional para exigir a Israel que se ajuste al derecho internacional. El 9 de julio, la sociedad civil palestina celebró igualmente el 4º aniversario del llamamiento al Boicot, a las Desinversiones y a las Sanciones, BDS, contra Israel, y esto hasta que Israel respete sus obligaciones con el derecho internacional y respete los derechos de los palestinos.

El llamamiento al Boicot, Desinversiones y Sanciones (BDS)

La necesidad de que la sociedad civil a escala internacional adopte la consigna del BDS es hoy patente, muy particularmente a la luz de la masacre cometida por Israel en Gaza y la elección de un gobierno de derechas, racista y fanático en Israel.Los odiosos crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad cometidos por Israel durante su guerra de agresión contra los 1,5 millones de palestinos de la Franja de Gaza, que sigue ocupada, y el bloqueo inhumano y genocida antes y después de la masacre, han jugado un papel significativo para atraer la atención de la sociedad civil internacional en cuanto al estatuto de Israel, un estado paria que disfruta de una total impunidad.

Más allá de la situación en Gaza, la sociedad civil palestina y un número creciente de influyentes defensores de los derechos humanos reconocen que el régimen impuesto por Israel al pueblo indígena de palestina es un régimen de ocupación, de colonización y de apartheid. Más específicamente, la opresión israelí se declina desde hace varios decenios en 3 principales puntos que están en el corazón del llamamiento BDS:

1) La ocupación colonial prolongada de Gaza y de Cisjordania, incluyendo Jerusalén-este, y otros territorios árabes.
2) El sistema legalizado e institucionalizado de discriminación contra los palestinos, que es la variante israelí del apartheid.
3) La negación persistente de los derechos, reconocidos por la ONU, de los refugiados palestinos, siendo el más importante de ellos su derecho a las reparaciones y su derecho al retorno a sus hogares de origen, conforme a la resolución 194 de la ONU.

El fin de estas tres opresiones es la condición mínima para contemplar obtener una paz justa en nuestra región, en la medida en que permitiría el ejercicio, por los palestinos, de su derecho a la autodeterminación.

La más importante de estas tres injusticias es evidentemente la 3ª, la negación por Israel del derecho al retorno de los refugiados palestinos. La esencia misma de la cuestión palestina ha sido siempre la suerte de los refugiados víctimas de la limpieza étnica perpetrada por las milicias y las bandas armadas sionistas, luego por el estado de Israel en la Naqba (1948) y que no ha cesado después.

A pesar de todo, presa de una culpabilidad comprensible en lo referido al holocausto, incapaz o sin querer reconocer la diferencia fundamental entre, de un lado, la oposición al sionismo y a las violaciones israelíes del derecho internacional y, del otro, las discriminaciones contra los judíos, el establishment occidental no ha adoptado jamás ninguna medida de cara a poner a Israel ante sus responsabilidades.Al contrario, Europa ha continuado exigiendo a los palestinos que acepten pagar con su tierra y sus derechos el precio de un genocidio europeo en el que los árabes de Palestina no jugaron ningún papel.

La actitud más moral y más fundada políticamente, para la sociedad civil internacional, si quiere contribuir a hacer triunfar el derecho internacional y los derechos humanos en Medio Oriente, es adoptar una posición éticamente justa y políticamente eficaz organizando iniciativas BDS contra Israel, a imagen de las que habían sido organizadas contra el África del Sur del Apartheid.

¿Qué pide en concreto el llamamiento BDS?

Las organizaciones representativas de la sociedad civil, los partidos políticos y los sindicatos, representando a la mayoría de los palestinos, sean los de los territorios ocupados, los de Israel o los de la diáspora, apoyan el BDS desde julio de 2005. Demandamos al mundo entero que boicotee a Israel, sus instituciones y sus empresas, y también que retire sus inversiones en las empresas que se benefician del apartheid, de la ocupación o de la negación de los derechos de los refugiados.

Las instituciones culturales e universitarias juegan un papel clave en el seno del aparato de opresión israelí. Las universidades israelíes son lugares centrales en la concepción, la aplicación, la justificación y el blanqueo de una opresión de múltiples facetas. Contrariamente al mito según el cual las instituciones universitarias israelíes estarían en la vanguardia de la lucha contra la ocupación, ninguna universidad israelí, ningún centro de investigación, ningún sindicato universitario ha condenado jamás la ocupación, y no hablamos siquiera pedir el fin del apartheid o de reconocer los derechos de nuestros refugiados. La mayor parte de las universidades israelíes son incluso reservistas del ejército de ocupación.

Cuando el boicot contra Africa del Sur, todas las instituciones del régimen del Apartheid fueron boicoteadas: instituciones culturales, deportivas, universitarias, económicas… Pedimos que las mismas medidas sean aplicadas al apartheid israelí. Pero, ¿no es el boicot contraproductivo en la medida en que afecta también a los palestinos?Nos corresponde a nosotros, los palestinos, decidir. Apreciamos vuestra solidaridad, pero somos suficientemente maduros para decidir lo que es en nuestro interés. Si, el boicot tiene un precio para nosotros, pero es evidente que nuestra sociedad, en su gran mayoría, está dispuesta a pagar ese precio a fin de poner término a la opresión israelí.

¿Puede ser eficaz del BDS frente a un país tan poderoso como Israel?Un examen rápido de los más recientes éxitos de la campaña BDS nos prueba que no solo el BDS puede funcionar, sino que en realidad funciona ya bastante bien. En solo cuatro años, el movimiento BDS contra Israel ha obtenido más resultados de los que nuestros compañeros de Africa del Sur habían obtenido durante los 20 primeros años de su campaña. Tenemos ya el apoyo de importantes sindicatos, desde Africa del Sur a Gran Bretaña, pasando por Canadá y varios países europeos incluyendo Francia e Italia. Importantes personalidades del medio artístico, en Occidente, han declarado su apoyo al boicot o se han sumado a nuestro llamamiento boicoteando Israel sin necesariamente declararse abiertamente a favor del boicot.

El indicador más revelador de nuestro éxito es quizá la declaración de Howard Kohr, dirigente de la AIPAC (principal lobby proisraelí en los Estados Unidos) en su conferencia anual el pasado mayo: “Esta campaña no es sólo cosa de la extrema izquierda o de la extrema derecha, penetra cada vez más las corrientes dominantes en los Estados Unidos”.

Pero al final, ¿todo boicot a Israel no es por definición antisemita?

En verdad, esta acusación es la que es en sí misma antisemita, en la medida en que subentiende que toda oposición al sionismo en tanto que ideología colonial y racista, toda crítica a Israel o toda acción contra su política de opresión sería por definición un ataque contra todos los judíos, como si todos los judíos apoyaran, en bloque, a Israel, y fueran colectivamente responsables de su política. ¡Este presupuesto es la definición misma del antisemitismo!

Nuestro movimiento se basa en principios universales y progresistas, rechazamos toda forma de racismo, incluso el antisemitismo y la islamofobia. Llamamos al boicot a Israel no porque la mayoría de los israelíes son judíos sino porque Israel es un estado colonial y un estado de apartheid.

Si se tratara de un estado cristiano, hindú o musulmán, no habría diferencia. Mientras Israel nos oprima y viole nuestros derechos fundamentales, continuaremos resistiendo por todos los medios necesarios, incluido el BDS.

Además, un número cada vez más elevado de organizaciones judías se suman, en los cuatro rincones del mundo, al movimiento BDS. En los Estados Unidos, en Gran Bretaña, en Canadá, en los Países Bajos, e incluso en Israel, un número creciente de organizaciones judías y de intelectuales reconocidos han llegado a la conclusión de que ninguna paz justa será alcanzada sin una campaña BDS efectiva, duradera y determinada contra Israel.

Hoy, a pesar de nuestras profundas angustias y las injusticias atroces que sufrimos, los palestinos tienen todas las razones de esperar que el derecho triunfará finalmente sobre la fuerza. El movimiento BDS representa no solo una forma de resistencia no violenta, progresista, antiracista, justa y eficaz, sino que ofrece también la oportunidad de convertirse en el catalizador político y la brújula ética para un movimiento social internacional reforzado y revigorizado, capaz de restablecer la primacía del derecho internacional y de reafirmar el derecho de todo ser humano a la libertad, la igualdad y la dignidad.

Tras la de África del Sur, la hora de Palestina ha sonado al fin.

Israel. El sionismo ha borrado las diferencias ideológicas

· 0 comentarios

Viento Sur 02/09/2009 Pierre Stamboul

Si el sionismo nace a fines del siglo XIX; una importante escisión se produce en su seno hace 80 años. Una nueva corriente que se llama a sí misma “revisionista” aparece. Su principal animador se llama Vladimir (Ze´ev) Jabotinsky.

El “transfert”: un viejo proyecto

Hasta entonces, los inmigrantes sionistas instalados en Palestina bajo mandato británico, tenían tendencia (como la mayor parte de los colonialistas) a ignorar la existencia misma del pueblo autóctono. Israel Zangwill había proferido la mentira fundadora afirmando que había que encontrar “una tierra sin pueblo para un pueblo sin tierra” y que esa tierra sería Palestina. David Ben Gurion había señalado claramente que el país estaba poblado. Pensaba (con razón) que esos “fellahs” eran los descendientes de los hebreos. Pero, fingiendo ignorar la realidad colonial, imaginaba que esos “fellahs” se integrarían en el proyecto sionista. La revuelta palestina de 1929 (en Hebrón) y sobre todo la insurrección de 1936 iban a desmentir esos sueños.

A partir de ahí, para Jabotinsky (admirador del fascismo italiano) y sus discípulos, la vía a seguir es clara. Puesto que está claro que los palestinos son valerosos y están dispuestos a resistir con determinación, hay que expulsarlos más allá del Jordán. Desde el fin de los años 1930, el terrorismo de la derecha sionista se desarrolla, atacando tanto a palestinos como a británicos. Para la mayoría sionista que se reivindica del socialismo, la derecha es intratable y los “socialistas” no dudan en calificarla de racista y de terrorista, incluso de fascista. Sin embargo, desde el comienzo, “izquierda” y derecha sionistas están de acuerdo en lo esencial: privilegiar a cualquier precio la construcción del futuro estado judío en detrimento de cualquier otra consideración.

Dos actitudes complementarias

En 1933, los judíos americanos decretan un bloqueo económico contra la Alemania en la que Hitler acaba de llegar a canciller. Ben Gurion se opone a ello y el comercio entre el Yichuv (comunidad judía de Palestina antes de la creación del estado de Israel) y la Alemania nazi proseguirá.

En la derecha, el grupo Stern se ha lanzado a una guerra total contra los palestinos y los británicos. Su facción más dura dirigida por el futuro primer ministro Itzhak Shamir asesinará soldados británicos y tomará contactos con el régimen hitleriano cuando el genocidio nazi está en su apogeo. Ese mismo grupo asesinará al conde Bernardotte durante la guerra de 1948 para significar claramente que el nuevo estado de Israel no respetará el derecho internacional.

Con la apertura de los archivos, los historiadores israelís han confirmado lo que los palestinos decían desde hace mucho. La “Naqba” (catástrofe), es decir, la expulsión de 800.000 palestinos de su propio país era premeditada y había comenzado en gran medida en el momento de la entrada en guerra de los países árabes vecinos en mayo de 1948. Los grupos terroristas de extrema derecha y el ejército regular dirigido por la “izquierda sionista” (la Haganah, el Palmach) jugaron papeles complementarios. Así en Deir Yassine, un grupo terrorista, el Irgun, dirigido por el futuro primer ministro Menahem Begin masacró a la población, pero fue el ejército regular el que ocupó el pueblo. Deir Yassine no existe ya, se ha convertido en el barrio de Giv´at Shaul y el tunel de la carretera que pasa por debajo lleva el nombre del asesino: Menahem Begin.

Las responsabilidades de la “izquierda sionista”

“Izquierda” y sionismo, es un oximoron. Si la derecha sionista ha reivindicado siempre la necesidad de la limpieza étnica (algunos lamentan hoy que no se hubiera terminado la guerra de 1948 y que queden “árabes” en Israel), la izquierda lo ha practicado sin vergüenza.

De hecho, la “izquierda” sionista está comprometida en todos los crímenes cometidos contra el pueblo palestino. En 1948, la “izquierda” estaba en el poder durante la guerra. No solo planificó la expulsión, sino que confiscó las tierras de los expulsados y se opuso a todo retorno de los refugiados desde la firma del armisticio. La idea del país “de izquierda” ayudado por la URSS con kibutz y pioneros que trabajan su país para hacer de él un jardín, es falsa desde el comienzo: este país nació de una limpieza étnica. En 1956, la “izquierda” estaba en el poder cuando el ejército israelí, aliado a los imperialistas franceses e ingleses, conquistaba el Sinaí. El mismo año, 49 palestinos de Israel eran masacrados en Kafr Kassem. Protestaban por el robo de sus tierras. En 1967, se sabe ahora que la crisis sobre el estrecho de Tiran era un pretexto. La conquista era premeditada y desde el verano de 1967, la colonización estaba decidida.

Es un ministro “de izquierdas” Yigal Allon, jefe de un pequeño partido “socialista” (el Ahdut Ha´avoda) el que organiza la colonización de Cisjordania. Como no tiene el personal político para colonizar, va a reunirse con la única corriente religiosa sionista, la de los discípulos del rabino Kook. Les ofrece millones de shekels para que vayan a colonizar. Hoy, esta corriente nacional-religiosa, apoyada al comienzo por la “izquierda”, representa la cuarta parte de la sociedad israelí y una buena parte de los 500.000 israelíes instalados en los territorios conquistados en 1967 se reclama de ella. Por supuesto, la llegada al poder de los discípulos de Jabotinsky en 1977, con la derrota electoral de la “izquierda” frente a Begin, parece un giro histórico. Es uno porque, por primera vez, el electorado sefardí sanciona a los fundadores del estado de Israel a la vez que hace el juego de la derecha racista.

En 1987, Yitzhak Rabin es ministro de Defensa cuando la primera Intifada es reprimida con una gran brutalidad. En 1993, esta misma “izquierda” parece haber aceptado la idea de “la paz por los territorios” al firmar los acuerdos de Oslo. Durante los pocos meses que separan esos acuerdos del asesinato de Rabin, 60.000 nuevos colonos son instalados. ¿Por qué? El episodio de Simón Peres en el poder antes de su derrota frente a Benjamin Netanyahu es una sucesión de crímenes destinados a relanzar la guerra: masacre en el pueblo de Cana en el Líbano, asesinato en Gaza de Yahia Ayache, “artificiero” de Hamas (según Peres) en pleno período de tregua (1996).

A partir de este período, la “izquierda” sionista participa en numerosos gobiernos de coalición. Es un ministro “de izquierdas” (Fouad Ben-Eliezer) quien está en el origen del muro que corta Cisjordania (llamado cierre de separación en el novlenguaje). Es un ministro laborista supuestamente sensible a las cuestiones sociales (Amir Peretz) quien, como ministro de defensa, organiza el ataque contra el Líbano en 2006. Y es otro ministro “de izquierdas”, Ehud Barak quien dirige la carnicería que acaba de ser cometida en Gaza. Hay tan poca diferencia entre “izquierda” y derecha sionistas que, cuando Ariel Sharon (un puro discípulo de Jabotinsky), más clarividente que sus antiguos compañeros, decide evacuar Gaza (para mejor poder destruir esa región), una parte de los laboristas (con Simón Peres a la cabeza) se une a él en el partido Kadima.

En el origen del consenso

Justo antes de atacar Gaza, Tzipi Livni consultó al conjunto de los partidos sionistas y todos le dieron su acuerdo, incluso el Meretz, varios dirigentes del cual estaban en el origen de los acuerdos de Oslo. El antiguo movimiento de masas Shalom Arshav (La Paz Ahora) se ha convertido en un apéndice del partido laborista. Los grandes escritores considerados como conciencias morales (Amos Oz, Avraham Yehoshua, David Grossmann) han aprobado la agresión contra Gaza tras haber aprobado la del Líbano dos años antes.

Michel Warschawski ha considerado siempre que la minoría anticolonialista en Israel es una pequeña rueda. En 1982, esta pequeña rueda había arrastrado a una grande y centenares de miles de manifestantes habían denunciado la invasión del Líbano y las matanzas de Sabra y Chatila. Se acabó. Las manifestaciones contra la carnicería en Gaza (al margen de las organizadas por los palestinos de Israel), no reunieron más que 10.000 participantes. La frontera no pasa en Israel entre “izquierda” y derecha. Separa a los sionistas de los no sionistas o antisionistas.

El “complejo de Massada” ha logrado convencer a la mayoría de la población israelí de que está en peligro, que se la quiere destruir, que las víctimas son los judíos, que no hay socios para la paz y que los palestinos prosiguen el proyecto de aniquilación nazi. Hezbolá y Hamás han sido hábilmente erigidos en espantajos intratables. Puesto que el enemigo es monstruoso, el permiso de matar existe y no hay que hacerse preguntas. El discurso de los fanáticos religiosos (“los palestinos son amalecitas, la Torah dice que está permitido matarles así como a sus mujeres, sus hijos, sus rebaños) se ha convertido en el discurso dominante. Por otra parte, el rabinato militar ha oficializado este discurso racista e integrista excusando por adelantado todos los crímenes de guerra cometidos en Gaza. Las barreras morales se han hundido.

Los electores han preferido el original a la copia

Las últimas elecciones en Israel, significan un poco como si la OAS hubiera ganado la guerra de Argelia y las elecciones francesas se decidieran entre Philippe de Villiers, Bruno Mégret y Jean-Marie Le Pen.

Sin duda el antiguo gobierno Livni-Barak tenía pensamientos electorales en mente cuando atacó Gaza e imaginaba ganar así votos. Es sintomático ver que los tres partidos que han llegado a la cabeza en las últimas elecciones israelís son tres “herederos” diferentes de Jabotinsky.

El que aparece más intratable ha sido matón en una discoteca en Moldavia. Avigdor Lieberman, como un cierto político célebre en Francia, tiene la reputación de decir bien alto lo que una buena parte de la opinión pública israelí piensa en bajo. Ha propuesto, hace algunos años, que se lanzara una bomba atómica sobre Teherán o que se bombardeara la presa de Asuán. Este “diplomático” un poco particular es hoy ministro de Asuntos exteriores. Su éxito electoral ha venido de una idea más que centenaria, la que ha estado en la base de todos los nacionalismos asesinos: un estado étnicamente puro. Propone sin reír que el millón y medio de palestinos de Israel se declaren vasallos del dios sionismo, y que en caso de negativa, sean desprovistos de su nacionalidad y expulsados. No se dice opuesto a un estado palestino si Israel guarda lo esencial, es decir, las colonias. Su éxito era previsible en el electorado rusófono, su discurso seguritario (que ha estado a punto de acabar en la prohibición de los partidos políticos de los palestinos de Israel) le ha permitido enormes progresos, en las colonias o en Sderot. Es cómico oír a los medios franceses preguntarse si su llegada al ministerio no va a “suponer un frenazo al proceso de paz”.
¿Qué frenazo? ¿Qué proceso? ¿Qué paz?

El heredero “legítimo” de Jabotinsky, Begin y Shamir, es Netanyahu. No ha cambiado, sigue siendo hostil a cualquier estado palestino. Frente a la cuestión demográfica (5 millones y medio de judíos y 5 millones de palestinos entre el Mediterráneo y el Jordán), su estrategia es el Gran Israel y el Apartheid: confinar a los palestinos en zonas cada vez más restringidas, empujarles a irse, instalar 300.000 nuevos colonos.

No teniendo nada que proponer a los palestinos, ni siquiera algo que podría hacer que se recuperara la Autoridad Palestina, desvía la atención proponiendo un ataque “preventivo” contra Irán. Esta idea es popular en Israel donde se ha preferido siempre ahogar la cuestión palestina en un universo más grande: el del choque de civilizaciones y de la guerra del bien contra el mal. Heredera de Jabotinsky y de Sharon, calificada de “centrista” por los medios, Tzipi Livni (antigua miembro del Mosad donde organizó atentados contra los palestinos) está en el origen de la carnicería de Gaza.

Sin duda, Barack Obama habría preferido que ella ganara las elecciones para mantener la ficción de posibles negociaciones. Los Estados Unidos intentarán seguramente llevarla al poder de aquí en algún tiempo. El partido Kadima no se dice hostil a un estado palestino a condición de que Israel se quede con Jerusalén Este, Maale Adoumim, Airel, los bloques de colonias, el valle del Jordán… En definitiva, habría bantustanes dispersos, no viables, ligados por túneles y se llamaría a eso el estado palestino.

Una clase política nula

¿Y los demás partidos? La prisa de Ehud Barak por unir el partido laborista a la extrema derecha no tiene nada de sorprendente. Nada les opone en el fondo.

Es Barak quien ha impuesto la idea de que no hay interlocutor para la paz y que no hay ninguna alternativa al aplastamiento de Hezbolá o de Hamás. Es Barak quien ha convencido a los dudosos de la idea de una guerra sin fin. Su alianza recuerda los peores momentos de la guerra de Argelia cuando los “socialistas” Guy Mollet, Robert Lacoste, Max Lejeune hacían causa común con los militares “pacificadores” (los generales Massu y Bigeard), los adeptos de la tortura o los futuros dirigentes de la OAS. El partido socialista francés necesitó 20 años para recuperarse de ello. Muy disminuido en las últimas elecciones, el partido laborista israelí corre el riesgo de sufrir la misma suerte.

A su izquierda, el Meretz está en un callejón sin salida. Preso del sionismo, ha fracasado en la idea de un “sionismo de rostro humano” que aceptaría grosso modo una retirada a las fronteras de antes de 1967. De todas formas, esta frontera internacionalmente reconocida (la línea verde) ya no existe. No figura en ningún mapa israelí. La anexión no es ya rampante, se ha hecho todo lo posible para hacerla definitiva. La autovía Tel-Aviv/Jerusalén atraviesa los territorios ocupados en Latrun. Gigantescas empresas se instalan en Cisjordania ocupada. Las ruinas de Herodion o de Qumran (Cisjordania) se han convertido en parques nacionales israelíes, la mayor parte de Jerusalén-este ha sido transformada en extrarradios residenciales. Las carreteras de circunvalación han redibujado el mapa de Cisjordania. Para que la solución de “dos pueblos, dos estados” sobre la base de la línea verde exista, sería necesario que los 500.000 colonos partieran o aceptaran convertirse en ciudadanos palestinos. Tanto lo uno como lo otro se han convertido en más bien irrealistas. Por no haber planteado las cuestiones esenciales (el colonialismo, la igualdad de derechos), el Meretz no tiene ya nada que proponer.

Del lado de los religiosos, los que han conservado desconfianza o aversión hacia el sionismo (como el grupo Netouré Karta) son hoy muy minoritarios. Lo que tiene el viento de popa se basa en una síntesis entre mesianismo fanático (“Dios dio esta tierra al pueblo judío”), nacionalismo guerrero y racismo. Así, el jefe espiritual del Shass (partido sefardita religioso que tiene 11 diputados), el rabino Ovadia Yossef, declaró que los palestinos eran todos serpientes y que la Shoah era un castigo divino contra los judíos que se habían portado mal. El franco palestino Salah Hamouri está en la cárcel por sospechoso (sin pruebas) de haber tenido intenciones hostiles contra este jefe “espiritual” de otra época. Los partidos religiosos rivales no son mejores.

Lo que unifica la clase política israelí es la corrupción

Sharon y sus hijos han tenido problemas con la justicia. También Ehud Olmert, implicado en el asunto de permisos de construcción pagados cuando era alcalde de Jerusalén, ha tenido que dimitir. El propio Netanyahu ha conocido momentos de eclipse. Lieberman está hoy con problemas con la justicia por desviación de fondos en la financiación de los partidos que podrían costarle el puesto. Hace dos años, una miembro de su partido, Eterina Tartman, mintió descaradamente sobre su titulación para poder convertirse en ministra de ciencias (en lugar de un “árabe” presentido para ese puesto). Fue empujada a la dimisión cuando apareció la verdad. En el momento del desencadenamiento de la guerra del Líbano, el general jefe del ejército Dan Halutz había cometido un delito de utilización de información privilegiada vendiendo todas sus acciones y precipitando la caída (el 8%) de la Bolsa en Tel Aviv. Cuando los dirigentes israelíes no son encausados por desviaciones de fondos, lo son por delitos sexuales como el antiguo presidente Moshé Katzav, acusado de acoso sexual y de tentativa de violación. No hay nada que esperar de esta clase política en la que el dinero y el individualismo se han convertido en los valores dominantes. Es poco probable que salga de esta clase alguien como el surafricano De Klerk, capaz de negociar un compromiso histórico y de pensar en el futuro. Rabin pagó con su vida el hecho de haber parecido serlo.

¿Qué esperanza?

Los palestinos han retenido de su trágica historia que hay que resistir, no volver a irse. Se está en la cuarta generación desde la Naqba. El loco sueño de los sionistas de que los palestinos desaparecerían fundiéndose en el mundo árabe de alrededor o que no estuvieran ya (a imagen de los amerindios de los Estados Unidos o de los aborígenes de Australia) en situación de reclamar sus derechos no es posible. Al mismo tiempo, ninguna paz justa será posible mientras el proyecto sionista esté en marcha porque ese proyecto se ha basado siempre y se basa en la negación de Palestina. ¿Entonces?

Poco antes de la carnicería de Gaza, las elecciones municipales de Tel-Aviv habían dado un resultado sorprendente. La principal lista de oposición estaba dirigida por un joven miembro del Hadash (el partido comunista) que era refuznik (objetor de conciencia) y antisionista. Había palestinos de Jaffa en esta lista que obtuvo el 36% de los votos. Parece que los jóvenes hubieran votado masivamente por un refuznik (es un índice). Pero el resultado obtenido muestra una aspiración a vivir “normalmente” sin una guerra cada dos años, sin una movilización permanente, sin esta huida hacia delante criminal y suicida.Todo israelí que reflexiona sabe que la política actual de destrucción de Palestina y de crímenes repetidos no puede durar indefinidamente sin consecuencias muy graves para los israelíes. Si la sociedad israelí se tomara el tiempo mirar a su alrededor, tendría el tiempo de ver sus verdaderos problemas: la violencia, el ultraliberalismo, el borrado de las identidades, el militarismo, la segmentación, la pérdida de referencias y de valores. La superación del sionismo supone responder a estos desafíos.Pero ¿para cuando? El tiempo pasa, los crímenes se acumulan. Este cambio indispensable y esta ruptura del “frente interno” urgen.

Perseguirles "ad infinitum"

· 0 comentarios

EDITORIAL Noticias de Gipuzkoa
Martes 1 de Septiembre de 2009

En la línea habitual de caldear el ambiente por el procedimiento del globo sonda , el europarlamentario del PSOE Ramón Jáuregui corroboraba el domingo la inaudita advertencia del ministro del Interior, Pérez Rubalcaba , según la cual a los dirigentes de la izquierda abertzale ilegalizada no se les iba a permitir la creación de ningún proyecto político aunque hicieran expresa declaración de condena a la violencia. El europarlamentario socialista vasco fue más allá, advirtiendo que a los "herederos de Batasuna" la democracia les va a perseguir ad infinitum , rotunda amenaza que recuerda a aquella intimidación proferida por el entonces presidente de Navarra, Gabriel Urralburu , que animaba a los ciudadanos a "escupir cuando se crucen con ellos en la calle". Está claro que el Gobierno español y el PSOE están preparando el terreno para mantener en Euskadi el actual estado de cosas, no vaya a ocurrir que una acumulación de fuerzas abertzales pudiera poner en riesgo lo que tanto les ha costado, el desalojo de los nacionalistas vascos del poder. Está claro, también, que en el saco de la deslegitimación de la violencia entra todo, desde la ilegalización de formaciones políticas hasta la prohibición por la fuerza de la reivindicación de derechos de los presos, pasando por la supresión de libertades democráticas fundamentales como las de expresión y manifestación. Deslegitimar la violencia es, según la nueva doctrina, impedir ad infinitum el ejercicio de la política al amplio sector social afín a la ideología de Batasuna aunque haga una expresa y pública denuncia de la violencia y se comprometa a utilizar sólo las vías democráticas, exigencia que se les venía haciendo desde siempre y expresamente desde el Pacto de Ajuria Enea. ¿Toda idea política puede ser defendida en democracia siempre que se haga sin violencia? Pues no. Según el terreno que están preparando el Gobierno español y el PSOE, hasta que ETA desaparezca no vale ese principio universalmente proclamado. Que ETA desaparezca es cometido del Gobierno, que para eso está. Y si no ha sido capaz de acabar con ella ni siquiera a través del terrorismo de Estado, difícilmente lo logrará persiguiendo a decenas de miles de personas negándoles sus derechos democráticos ad infinitum .

emeek emana

Soberanía y emancipación

Soberanía y emancipación
Bikila

Mosaiko. Gure esju dago

Mosaiko. Gure esju dago
VIDEO. Pincha la imagen

Gorripidearen Aurkezpena

Lehenengo Konferentzia

Lehenengo Konferentzia
1ª Conferencia de Gorripidea

Eztabaida - Debate

Dekalogoa

Gure esku dago

Giza eskubideak / DDHH

Gernikako akordioa

Garoña Itxi Orain!

VIDEO. German gogoan

Etxe kaleratze gehiagorik ez!

Etxe kaleratze gehiagorik ez!
VIDEO: Pásalo

EUSKAL PRESOAK EUSKAL HERRIRA

EUSKAL PRESOAK EUSKAL HERRIRA
Joxe Iriarte "Bikila" Cumbre del Akonkagua 6.959 m

Artxiboa

Etiketak