Olentzero ikatza bankuentzat

jueves, 26 de diciembre de 2013 · 0 comentarios

denon artean lortuko dugu

¿Es posible la no violencia?

martes, 24 de diciembre de 2013 · 0 comentarios

Gandhi, Luther King, Mandela

Sylvie Laurent

[En 1999 Nelson Mandela recibió el premio Gandhi/Luther King de la no violencia. Sin embargo su relación con el pensamiento y la acción de estos dos líderes populares es compleja. Mandela empezó a militar en el ANC cuando éste era una organización no violenta, pero fue el impulsor de su brazo armado y se negó a disolverlo como condición de si liberación; después de la misma impulsó una política de reconciliación y perdón, y citaba frecuentemente a Gandhi como fuente de inspiración. El artículo que reproducimos a continuación, escrito en 2010, expone las relaciones entre la vida y la obra de los tres luchadores.]

¿Es preciso elegir entre Gandhi y Lenin para conseguir la liberación de un pueblo oprimido/1? En su Teoría de la violencia/2, el filósofo marxista George Labica sostenía que las viejas distinciones entre violencia legítima y violencia ilegítima habían sido pervertidas duraderamente por la centralidad del terrorismo en nuestros sistemas de representación de la guerra contemporánea. Labica denunció la celebración relamida y sistemática de la paz, simbolizada por unos premios Nobel inicuos, y la exhortación unánime a “civilizar las costumbres”. El insoportable colonialismo moderno imposibilitaba según él una teoría de la no violencia. Sin embargo, hay que recordar que la no violencia no significa rehuir el conflicto. No cabe duda de que el filósofo marxista peca de maniqueísmo: está claro que ha existido una tercera vía entre Lenin y Gandhi.

Sudáfrica, que durante algunas semanas atrajo la mirada de todo el mundo con motivo de la copa mundial de fútbol, es el ejemplo de un extraordinario laboratorio de liberación nacional, cuya figura tutelar y encarnación es Nelson Mandela. El padre de la nación sudafricana ingresó, en efecto, tras su puesta en libertad en 1990, en el panteón de los santos laicos junto a Gandhi y Martin Luther King. El indio, el estadounidense y el sudafricano están decididos a sacar a los pueblos de color del lado perdedor de la historia. Sin embargo, a diferencia de Ho Chi Minh o de Ahmed Ben Bella, aquí los celebran como hombres de paz. Hoy se han convertido en mitos románticos, reunidos apresuradamente bajo el calificativo de “no violentos”, pero cuyo radicalismo se tiende a olvidar/3. Si la fraternidad fundamental de los tres combates contra la opresión blanca es innegable, estos no constituyen ni de lejos un conjunto coherente, una escuela de lucha mediante la no violencia y la desobediencia civil: a diferencia de Martin Luther King, Mandela no fue nunca un verdadero partidario de la no violencia.

Sin embargo, la imbricación del pensamiento del mahatma con los de ambos premios Nobel es uno de los aspectos más apasionantes de la historia de la lucha contra la dominación colonial. Nunca se encontraron formalmente, pero indirectamente son compañeros de lucha: si Johanesburgo forjó a Mandela, antes había sido la ciudad en la que Gandhi elaboró su filosofía política e inició a los indios de Sudáfrica en el combate por la emancipación, lo que fue la antecámara de la lucha por la independencia de India. Más allá del Atlántico captaron su mensaje cuando calificó la segregación racial de los afroamericanos de «negación de civilización». La palabra de Gandhi, su moral y su ética, no solo sirvieron de espoleta para el combate de Mandela en Sudáfrica, sino que también inspiraron la lucha de Martin Luther King en EE UU.

Una mirada cruzada sobre la lucha del pastor negro en los EE UU de la segregación y la del resistente xhosa frente al régimen del apartheid permite comprender cómo dos lectores de Gandhi, dos combatientes por los derechos de los negros frente al racismo institucionalizado, emprendieron dos vías diametralmente opuestas: en el momento en que el pastor King organiza la marcha de Selma y erige la no violencia en imperativo sagrado, Mandela llama a tomar las armas. No resignado, sino convencido. Su lectura del mahatma y de sus predecesores nutre, igual que para Martin Luther King, un pensamiento revolucionario de la sociedad, acorde con el ideal de paz de ambos, pero de manera trágica para uno y de modo épico para el otro.

En el origen de la no violencia: las lecturas de Gandhi

La primera teorización de la resistencia pasiva es obra del filósofo estadounidense Henri David Thoreau, quien la definió en su obra publicada en 1849 con el título de Civil Disobedience. Según él, únicamente la responsabilidad individual puede guiar el destino de la humanidad, que en ningún caso debe someterse a la autoridad de un gobierno civil. Así, la ley no es sino una forma de violencia que se pretende legítima. El Estado de derecho es un oxímoron. Encarcelado por negarse a pagar sus impuestos, Thoreau perpetuó el espíritu de sedición de los padres fundadores, portadores de los “derechos imprescriptibles” del homo americanus. El filósofo, quien escribió que “bajo un gobierno que encarcela injustamente, el lugar del hombre justo también está en la cárcel”, ha influido en numerosos pensadores de la no violencia/4, que vieron en él al padre de una sociedad libertaria y sin embargo armoniosa.

Pincha AQUÍ para leer más

Por qué lo nacional está ocultando lo social

sábado, 21 de diciembre de 2013 · 0 comentarios

Artículo publicado por Vicenç Navarro en el diario digital EL PLURAL, y en la columna “Pensamiento Crítico” en el diario PÚBLICO, 18 de diciembre de 2013
Este artículo señala las causas históricas y actuales de que el tema nacional  esté absorbiendo la atención política y mediática en el país, a costa de la visibilidad de la profunda crisis social existente en España (incluyendo Catalunya).
El jueves 12 de diciembre, el Presidente de la Generalitat de Catalunya anunció el contenido de las preguntas que intentará que se realicen el 9 de noviembre en el referéndum que se promueve bajo el nombre de “derecho a decidir”, y que consiste en que se le pregunte a la ciudadanía española censada en Catalunya si desea que Catalunya sea o no un Estado, y en el caso de que desee que sea un Estado, si desea que este sea o no independiente. Independientemente de lo acertada o desacertada que sea la fórmula escogida para preguntar a la ciudadanía (y tiene mucho de desacertada), el hecho es que ha iniciado un proceso con muchos interrogantes, oportunidades y también riesgos.
El primero de ellos es que es probable que dicha consulta no se realice. Los establishments políticos y mediáticos españolistas, basados en la capital del Reino, Madrid, no querrán que se haga el referéndum, pues según ellos, este establecería un precedente que rompería con su concepción de España, que queda plasmada en la Constitución, concepción que, además, está garantizada por el Ejército, es decir, por la fuerza física militar (léase la Constitución y verá los capítulos donde aparece esta visión de España). Se ignora, en la constante apelación a la Constitución por los que se oponen a la consulta en Catalunya, que esta Constitución fue resultado de un proceso de transición inmodélico, vigilado y supervisado por el Ejército (heredero del Ejército golpista), proceso enormemente desigual en el que las derechas (en realidad, las ultraderechas) controlaban los aparatos del Estado y las izquierdas, que habían liderado las fuerzas democráticas, acababan de salir de la clandestinidad. Resultado de este enorme desequilibrio de fuerzas, la democracia española configurada en la Constitución es sumamente limitada, que no acepta ni la plurinacionalidad del Estado español ni facilita la participación de la ciudadanía en el proceso de decisión a través de formas de democracia directa tales como referéndums o consultas populares (Ver mi artículo “En defensa de Joan Coscubiela y el derecho a decidir”. Público, 12.12.13).
Un indicador de tal limitada democracia es la negativa a la consulta en Catalunya, la cual, por cierto, no es vinculante, sino meramente informativa. De permitirse, sería la primera vez que a la población de Catalunya se le hace una pregunta directamente sobre un tema que es de gran importancia para ella (subrayo que una consulta es diferente a un referéndum sobre un Estatuto, por ejemplo). Ahora bien, es probable que se prohíba. Y es precisamente esta prohibición y resistencia a la expresión de un deseo democrático que, en el caso de que se hiciera, es más que probable que entre los votantes en esta propuesta saliera la independencia como la alternativa preferida. Ello sería resultado del enorme hartazgo de grandes sectores de la población en Catalunya hacia aquel establishment político y mediático españolista, gran defensor del Estado español actual. Este establishment monopoliza el entendimiento de lo que es España, y rechaza cualquier otra versión de España distinta a la que ellos tienen. De ahí que gran parte de los catalanes que votarían estarían motivados por dicho hartazgo, ejerciendo su voto en contra del Estado español, que no es lo mismo que votar contra España (como maliciosamente se presenta por los nacionalistas españolistas). En realidad, el hecho más notable de la consulta, en caso de que se celebrase, sería precisamente el elevadísimo número de no independentistas que votarían a favor de la independencia. No hay comprensión (por parte de aquel establishment españolista) del nivel de rechazo que existe, repito, no hacia España, sino hacia el Estado español, centro, precisamente, de aquel establishment. De hecho, la mayoría de la población española también rechaza al Estado español cuando expresan su desacuerdo con el eslogan del movimiento 15-M “no nos representan”.

PINCHA AQUÍ para leer más

Ifrentzua eta aurkia

jueves, 12 de diciembre de 2013 · 0 comentarios

Joxe Iriarte, Bikila

 "Mandelaren zorigaitzerako, apartheidaren bukaerak eta neoliberalismo globalizatuaren erabateko nagusitasunak zapuztu zuten bere egitasmo soziala".

Sinbolo guztiak dira manipulagarriak, baina batzuk gehiago besteak baino. Che Guevarak gazte matxinatuen ikurra izaten jarraitzen du, halaber, modako arropen apaingarri. Mandelaren laudorioak goiko zeruraino iritsi diren unean Leninen estatua lurreratu eta txikitu dute eskuineko manifestariek Ukrainan.

Sinbolo batzuei aurkia ikusten zaie soil-soilik (hala nahi delako), beste batzuei berriz ifrentzua. Mandela eta Lenin esate baterako. Baina sinbolo guztiek, distiratsuenek ere, badute bere ifrentzua. Sowetoko FNB estadioan ospatu den hiletan bi alde horiek azaldu dira. Jakina, aurkiak, Madibaren aurpegi irribarretsuak izan du protagonismo osoa, baina bere ifrentzua ere presente egon da ospakizunean. Mundu osoan milioika omenaldi ezin zintzoagoak egin dizkiote Madibari, horietako askok (duten azal kolorea dutela ere, zurietan zurienak) iraganeko negoziazioetan Mandela estu hartu zuten estatu buru, multinazionaletako agintari, eta egun, beren lurraldeetan apartheida ezarri dutenak dira (Palestinan zein Melillako mugetan).


Handia izan da Mandelaren obra: arraza desberdinetan oinarritutako apartheid sistema ezabatzea, zuri edo beltz izan, pertsona ororen berdintasuna formalean (pertsona bat boto bat) oinarritutako gizarte bat eraikitzea ezin da inolaz ere gutxietsi. Alabaina, berdintasun formala eta benetako berdintasuna (erreala) ez da gauza bera, batez ere, sozialki hain zatitua dagoen Hego Afrikako bezalako gizarte batean.

Segur aski, Mandelaren zorigaitzerako, apartheidaren bukaerak eta neoliberalismo globalizatuaren erabateko nagusitasunak zapuztu zuten bere egitasmo soziala. Hots, nazionalizazioaren eta eremu publikoaren nagusitasunean oinarrituriko ANCren programa historikoa baztertu izana. Ezin dugu ahaztu Davosko bileran Mandelak berak ontzat eman zuela zuriek eta neoliberalismoak ezartzen zizkioten mugak. Modu horretan, iraultza demokratikoa mugatuta geratu zen eta bere egitasmo soziala ia hutsaren hurrengo, beltzen sektore urri batentzat izan ezik, jakina.

Horrez gainera, askotan galdetu diot ene buruari, zergatik bizirik zegoela Mandelak ez zuen salatu begi-bistan zuen ANCren, gobernuaren eta buruzagi askoren (Mbeki, Zuma eta enparauen) ustelkeria? Edo oligarkia zuriaren nagusitasun ekonomikoa? Isilik jarraitu zuen ere (nik dakidala) diamante-meatzetako langile grebalariak gobernu beltzak gupidarik gabe jipoitu zituenean.


“Obra oro zirkunstantziaren seme-alabak dira”, zioen Goethek

Animaliek ere behar dituzte eskubideak

martes, 10 de diciembre de 2013 · 0 comentarios

Piter Encinas -Arrasateko Ekologistak Martxaneko- kidea eta
Arantxa Nuñez -Kaonbiko kidea- (Arrasateko kaleko katuak laguntzeko erakundea)

Beste ezer baino lehenago, gogoratu nahi dugu abenduaren 10ean Nazioarteko Animalien Eskubideen Aldeko Eguna izango dela; horrexegatik, gutun hau idazten dugu, eta, era berean, ideia batzuk utzi nahi ditugu mahai gainean berriro.

Hasteko, denok oso garbi dugu, eta onartu behar dugu, animaliei kolpeak ematen dizkietenean, mina jasaten dutela, animalia bizidunak direlako, eta gauza desberdinak nabaritzen dituztelako: hotza, mina, pena, poza etab. Ze arraraoa, ezta? Geuk bezala.

Alde batetik, ziur gaude geuk, izakiok, gaixotasun handi eta larri bat daukagula; “egozentris-mo” izenekoa, eta, nola ez, unibertsoaren zilborra geu garela. Gaixotasun horrek eragiten digu pensatzea baimen osoa daukagula nahi duguna egiteko. Ildo beretik, onartu behar dugu gure gaixotasunaren ondorioz, planeta osoa hondatzen ari garela, errekak, itsasoak, mendiak, atmosfera, etab.

Halaber, adibideak soberan dauzkagu goian esan duguna frogatzeko. Nahiz eta hauetako animalia batzuk desagertzear dauden animalia gehienak ehizatzen ditugu; batzuk jateko, beste batzuk zati edo alde batzuk erabiltzeko,  hezurrak, atzaparrak, larruazalak, etab. Horretaz gain, guk ondo pasatzeko animaliei sufrimendua eragin behar diegu? Zezenketak, Vegako zezena, zezen edo bigantxa bolaztatuak, etab. Adibide hauek baieztatzen dute estatuan animalien eskubideak ez direla onartzen, nahiz eta gero esaten dugun herri “zibilizatua” garela.


Beste aldetik, ez dugu ahaztu behar geu garela Europan animaliak eta maskotak gehien abandonatzen ditugunak, egunero 548, eta urtean zehar 200.000. Zergatik banatzen ditugu animalia eta maskotak? Batez ere, bi arrazoi desberdinengatik; bata, animaliak erabili edota zahartu  eta gero, abandonatu edo erail egiten; bigarrena, maskotak hazi eta gero, euren xarma galtzen dutelako, beraz, handitu bezain pronto, edozein lekutan uzten dituzte erresuminik gabe. Bai, honetan txapeldunak baikara! baina  harro sentitzekoa al da? Ez, ez dugu uste. 

Elkartasuna

martes, 3 de diciembre de 2013 · 0 comentarios

Bi urte bete dira PANNAGH Cannabis Erabiltzaileen Elkartearen kautelazko itxieratik, eta orain drogen aurkako fiskaltzak orotara 22 urte kartzela eta kasik bi milioi eta erdi euroko isunak eskatu ditu elkarteko bost bazkiderentzat.

Fiskaltzak Martin Barriuso, presidentea, Igor Gaminde, diruzaina, eta elkarteko idazkariarentzat launa urte eta erdiko kartzela zigorra eskatzen du, “garrantzizko kantitatearekin droga trafiko delitua”rengatik, hala nola beste urte bana eta erdiko kartzela zigorra "talde kriminala eratzea"gatik. Hiruroi milioi banako fidantza ezarri zaie, beraz ondasun guztiak bahituko dizkiete. Beste bi akusatuak, kontratupean uztan lanean ari ziren bi bazkide, “droga trafikoaz” akusatzen dituzte eta kartzela bina urte eta 1000 bana euroko isuna eskatzen zaie.
Gertakari hauen aurrean, behean sinatzen dugunok ondokoa adierazi nahi dugu:

- PANNAGH Kannabis Erabiltzaileen Elkartea 2003an eratu zen ofizialki irabazi asmorik gabeko elkarte bezala. Adinez nagusiak diren cannabis erabiltzaileek eratzen dute, eta honen ekintzak berauek merkatu beltzaren eta landarearen erabilpenari atxikita dauden arriskuak ekiditearren abiatzen dira.

- Publikoki ezaguna da PANNAGHek kannabisez hornitzeko legearekiko adeitsuak diren zirkuitu alternatiboak eratu nahi dituela, horrela legez kanpoko trafikoa murriztuz. Hau dela eta, urteak daramatza zirkuitu-itxiko landaketak aurrera eramaten, zenbait epaitegik legalak direla ebatsi dutela. Orain arteko auzi guztiak artxibatuak izan dira epai-erabaki irmoz, Bizkaia eta Arabako Auzitegi Probintzialen autoak barnean direlarik, eta birritan itzuli zaio elkarteari atzemandako kalamua.

- Gure ustez, bi urtez luzatu eta oraindik dirauen PANNAGHen itxiera eta zenbait bazkide legalki egoztea, elkarteak aurrera eramaten dituen ekintzen segurtasun juridiko ezaren erakusle dira. Elkarteak urteak eman ditu egoera hau hainbat erakunderen aurrean salatzen, eta Eusko Jaurlaritzak hala aitortu zuen Cannabis Elkarte Sozialak arautzeko ponentzia sortu duen ebazpenean.

- Begibistakoa da PANNAGHek bere sorreratik lan publikoa egin izan duela, kalamu erabiltzaileen eskubide eta eginbeharren inguruan, baita landarearekin zerikusia duten jarduera ororen erregulazio integrala lortzeko ere. Urteetan zehar, elkartearen ekintzak publikoki ezagunak izan dira eta botere publikoek praktikan onartu egin dituzte.

- Oso larria da PANNAGHeko zuzendaritza-batzordeko hiru partaide “talde kriminala eratzea”-gatik auziperatzea, elkartea legalki eratua eta erregistratua izan dela jakinda, eta honen ekintza guztiak klandestinitate arrastorik gabe egin izan direlarik. Dena legeraen bidetik egin nahi izan duena zorroztasun handiagoz zigortzea bidegabea ez ezik, arriskutsua ere bada, legez kanpo jokatzea seguruagoa dela erakutsiaz.

- Ebazpen judizial zehatzak baloratu eta kalifikatu barik, inputatuak izan diren pertsonek egindako lan publikoari, eta halaber, ordezkatzen duten cannabis erabiltzaile kolektiboari,  gure babes eta elkartasun osoa adierazi nahi diegu. Gure gizartean cannabis erabiltzaileen kolektiboen erregulazioaren alde zein giza-politika bidezko eta eraginkorragoen alde egin duten lanari onuragarria eta konstruktiboa deritzogu.
2013ko Azaroa

Cuando se han cumplido dos años del cierre cautelar de la asociación de personas usuarias de cannabis Pannagh, la fiscalía anti-droga ha solicitado para cinco miembros de la misma penas de prisión que suman 22 años de cárcel y multas por valor de casi dos millones y medio de euros.

La fiscalía acusa a Martín Barriuso, presidente, a Igor Gaminde, tesorero, y a la secretaria de la asociación, de un “delito de tráfico de drogas con cantidad de notoria importancia”, para el que pide penas de 4 años y medio de prisión, y otro de “integración en grupo criminal”, al que correspondería otro año y medio de condena. A los tres se les ha impuesto una fianza de un millón de euros, por lo que se les embargarán todos sus bienes. A los otros dos acusados, dos socios que trabajaban en la cosecha con contrato laboral, se le acusa de tráfico de drogas y se solicita una pena de dos años y multa de 1.000 euros para cada uno.

Ante estos hechos, las personas firmantes queremos expresar públicamente lo siguiente:

La Asociación de Usuarios/as de Cannabis PANNAGH se constituyó oficialmente como asociación sin ánimo de lucro en el año 2003. Está formada por personas usuarias de cannabis mayores de edad, y sus actividades están encaminadas a evitar a sus miembros los riesgos del mercado negro y prevenir los daños asociados al uso de la planta.

- Es del dominio público que Pannagh intenta crear circuitos alternativos de abastecimiento de cannabis respetuosos con la legalidad vigente y que permitan reducir el tráfico ilícito. Para ello lleva a cabo desde hace años cultivos de cannabis en circuito cerrado, que en varias ocasiones han sido declarados legales por distintos tribunales. Todas las causas anteriores han sido sobreseídas y archivadas en resoluciones judiciales firmes, incluyendo sendos autos de las Audiencias Provinciales de Bizkaia y Álava, habiendo incluso llegado a serle devuelta en dos ocasiones la marihuana incautada.

- Creemos que el cierre de Pannagh -que ya dura dos años- y la imputación contra varios de sus miembros es buena muestra de la inseguridad jurídica que rodea a sus actividades, situación que la asociación viene denunciando desde hace años ante diversas instancias, y cuya existencia fue reconocida por el Parlamento Vasco en la resolución que dio lugar a la creación de una ponencia para regular los Clubes Sociales de Cannabis.

- Es notorio que, desde su fundación, Pannagh ha venido desarrollando un trabajo público en pro de la búsqueda de un marco de derechos y obligaciones para las personas usuarias  de cannabis, así como para la obtención de una regulación integral de las actividades relacionadas con la planta. Durante años, sus actividades han sido del conocimiento general y toleradas de facto por los poderes públicos.

- Es especialmente preocupante que se impute a tres miembros de la junta directiva de Pannagh por integración en grupo criminal, cuando dicho grupo es precisamente una asociación legalmente constituida y registrada, y cuyas actividades se han desarrollado sin asomo de clandestinidad. No solo es injusto castigar con mayor dureza a quien intenta seguir los cauces de la legalidad, sino que puede hacer que otros crean que es más seguro apartarse de ellos.

- Sin entrar a valorar y calificar actuaciones judiciales concretas, queremos mostrar nuestro apoyo expreso a la labor pública realizada por las personas imputadas y, por ende, a todo el colectivo de personas usuarias que representan. Entendemos que su labor en pro de una regulación de los colectivos de personas usuarias de cannabis en nuestra comunidad, y de unas políticas sociales más justas y efectivas, ha sido positiva y constructiva.

Noviembre de 2013

“Austeritarismo” de la UE vs. derecho de los pueblos a decidir su presente-futuro

sábado, 30 de noviembre de 2013 · 0 comentarios

Jaime Pastor

La reciente reprimenda de la Comisión Europea (CE) al gobierno español, en la que exige que se modifiquen los Presupuestos Generales del Estado para proceder a un “ajuste adicional” de entre 35.000 y 27.500 millones de euros con el fin de cumplir los objetivos del déficit público y del pago de la deuda, ha venido a recordarnos de nuevo que la situación que estamos viviendo desde la “reforma exprés” del artículo 135 de la Constitución es de creciente excepción y desdemocratización acelerada en el conjunto de la eurozona, aunque se perciba con mayor dramatismo en los países del Sur.

En efecto, aunque el ministro de Economía y exdirectivo de Lehman Brothers, Luis de Guindos, ha querido dar una versión blanda de esa llamada de atención, no cabe engañarse. Detrás de ella está el Pacto Fiscal suscrito por los gobiernos de la eurozona en 2012, el cual obliga, entre otras cosas, a “promover la disciplina presupuestaria a través de un pacto común” siguiendo estrictamente la llamada “regla de oro” del cumplimiento del tope del déficit y del pago de la deuda como prioridad.

Se trata, por tanto, de adaptarse a un acuerdo suscrito por todos los gobiernos de los Estados que forman parte de la eurozona, asumiendo a su vez que la Troika (FMI, BCE, CE) se encarga de hacerlos cumplir. Con su firma aceptaban el salto adelante hacia un “keynesianismo privado” /1, o sea, a una nueva versión del “ordoliberalismo” germánico, hegemónico dentro de la UE, mediante la cual se consuma el “acomodo” creciente que se ha ido dando durante la larga onda neoliberal entre Estados, mercados y grandes corporaciones transnacionales (con la consiguiente corrupción sistémica que la ha acompañado) en ambos lados del Atlántico y que se quiere reflejar en el nuevo Tratado entre EE UU y la UE, únicamente perturbado por la salida a la luz pública del espionaje del “Gran Hermano” a sus aliados europeos. Ahora, ante la quiebra sufrida por el propio sistema financiero en el que aquellas corporaciones crecieron y de la que están queriendo salir mediante la conversión definitiva de la etapa de los Estados del Bienestar en una “anomalía” en la historia del capitalismo, el objetivo común es, más que nunca, estar en las mejores condiciones posibles para competir por la hegemonía en el marco de una nueva fase de acumulación capitalista y de transición geoeconómica y geopolítica mundial, cada vez más incompatible con la sostenibilidad de la vida en el planeta.

Se cierra así la relativa asociación que se había dado entre capitalismo y “gobierno representativo” (que no “democracia” en su sentido original y plebeyo) en la parte más rica del planeta para entrar en una nueva época en la que se va configurando un “nuevo orden oligárquico”, apoyado en un autoritarismo tecnocrático y firmemente decidido a descalificar a los adversarios de los partidos sistémicos como “populistas” en su peor sentido peyorativo, buscando así situar en el mismo plano los desafíos que surgen desde abajo y a la izquierda junto con los procedentes de la extrema derecha xenófoba /2. Es, por tanto, a una soberanía compartida por la triada gobiernos-mercados-corporaciones a la que nos estamos confrontando, con mayores dificultades si cabe en las “periferias” (la del Este y la del Sur) de la eurozona a medida que el “sueño europeo” se ha ido convirtiendo en una pesadilla permanente para las mayorías sociales.

En esas condiciones, ¿qué sentido tiene que el mismo gobierno que muestra su estrecha asociación con el poder financiero transnacional en sus políticas cotidianas del “Gran Saqueo”, haga a su vez profesión de fe en el artículo 1, punto 2 de la Constitución española, según el cual “ la soberanía nacional reside en el pueblo español”, y diga que “con la soberanía nacional no se juega”? Simplemente, pretende explotar los sentimientos nacionales españoles no para desafiar a la cleptocracia global sino para negarse a reconocer el derecho a decidir su futuro por una mayoría de la población residente en Catalunya. La hipocresía de un gobierno y un partido que están expropiando hacia arriba esa “soberanía nacional” y, en cambio, se resisten a ceder a una Comunidad Autónoma la competencia para convocar un referéndum sobre la relación que desea mantener con el Estado español, una vez comprobado el rechazo sufrido por la vía de la reforma estatutaria, debería llevar a la ciudadanía del resto del Estado a no engañarse sobre quiénes son los “separadores” y los verdaderos enemigos de la democracia y de la soberanía de los pueblos.

PINCHA AQUÍ PARA LEER MÁS: http://vientosur.info/spip.php?article8496

La avalancha de dinero no nos sacará del paro masivo

· 0 comentarios

Albert Recio Andreu

I

No pasa un solo día sin declaraciones eufóricas sobre el fin de la crisis. Destacan las del empresario español por excelencia, Emilio Botín, asegurando que el dinero llega ahora a raudales. Si su afirmación es cierta, este dinero permitirá activar la economía, generar empleo, reducir el paro. Estaríamos en el inicio de la recuperación y de la vuelta a la senda anterior a 2008. Es difícil saber si las palabras del banquero responden a un conocimiento profundo de los flujos monetarios, son mera propaganda a favor del gobierno o constituyen una añagaza propagandística para atraer inversores. Lo que es claramente más dudoso es que esta llegada de dinero vaya a servir por sí misma para recomponer la situación de millones de personas.

Que en un país entre dinero no significa automáticamente que se cree empleo. Lo aprendimos hace años de los keynesianos, y la lección sigue siendo válida. Para un financiero o un economista vulgar, cualquier entrada de dinero es vista como una inversión. Pero esta es una visión superficial que no distingue entre movimientos monetarios, que simplemente reflejan transacciones de propiedad, e inversiones reales. Si alguien compra una empresa y paga por ello, no se genera ni actividad ni empleo; simplemente, la propiedad cambia de manos. Lo que haga el vendedor con este dinero recibido puede variar mucho, y solo generará empleo si lo dedica a promover una nueva actividad o lo gasta en el país en la compra de bienes de consumo. Pero si lo reinvierte en la adquisición de otros activos ya existentes o se lo lleva al exterior, el impacto sobre el empleo será nulo. Más que empleo, lo que sí pueden generar una sucesión de compras y ventas de activos es una simple revalorización de los mismos y el peligro de crear una nueva burbuja especulativa. No hace falta ser un experto para comprenderlo. Cualquier aficionado al fútbol bien informado sabe que la compra de un jugador a un elevado precio genera un movimiento de compras y ventas en diversos clubs; el precio de los “cracks” se encarece sin que a cambio aumenten las plantillas. Para que se generen empleos directos e indirectos, la entrada de dinero debe invertirse efectivamente en nuevas actividades que a su vez generen nuevas demandas de consumo. No basta, por tanto, con que llegue dinero, sino que hay que ver cuál es su comportamiento.

PINCHA AQUÍ PARA LEER MÁS: http://vientosur.info/spip.php?article8459

Fagor, edesa ez itxi!! Lanpostu guztiak errespetatu!!

viernes, 15 de noviembre de 2013 · 0 comentarios




Negligencia de las clases poseedoras, urgencia de la solidaridad

jueves, 14 de noviembre de 2013 · 0 comentarios

Filipinas después del Haiyan

Pierre Rousset
Traducción: Faustino Eguberri para VIENTO SUR

El tifón Haiyan acaba de devastar las Visayas, en el centro del archipiélago filipino, al mismo tiempo que se abre en Varsovia la 19ª Conferencia Internacional sobre el Clima. El año pasado, otro ciclón mortífero había enlutado las Filipinas cuando la mencionada conferencia se celebraba en Doha. Los delegados gubernamentales habían saludado la memoria de las víctimas, antes de concluir que era urgente no hacer nada. Es seguro que este año ocurrirá lo mismo. Ahora de lo que se trata es de la avalancha por los gases de esquisto. Los lobbies de la energía dictan su ley. Así, para la Mesa Redonda de los Industriales Europeos, “la competitividad” debe ser considerada “tan importante” como “los objetivos de reducción de CO2. Nada debe poner en cuestión sus beneficios y su poder /1.

Sería imposible “probar” que tal o cual ciclón no habría tenido lugar sin el calentamiento de la atmósfera. Quizá, pero esa no es la cuestión /2. Haiyan es el más poderoso tifón de los registrados en el mundo que haya tocado jamás la tierra. Para su desgracia, el archipiélago filipino sufre de lleno la violencia de los fenómenos meteorológicos excepcionales que se forman en el océano Pacífico. La lista de tifones mortíferos no deja de crecer: Frank (Fenghen, 2008), Ondoy (Ketsana, 2009), Sendong (Washi, 2011), Pablo (Bopha, 2012) y ahora Yolanda (Haiyan, 2013). Lo peor puede quizás estar aún por llegar: los ciclones se multiplican, sus trayectorias se modifican.

El “mensaje” de Haiyan es claro: esto es lo que significa para las poblaciones el caos climático; en particular para los sectores más pobres que viven a menudo en zonas de riesgo: amenazadas de inundaciones, desprendimientos, de una subida del nivel de las aguas marítimas....Ahora bien, en estos tiempos de urgencia, la corrupción así como la destrucción de los servicios públicos en nombre de los dogmas neoliberales y de los intereses privados han contribuido a hacer al estado impotente.

Negligencia de la “comunidad internacional” de los poseedores, negligencia criminal también de la presidencia filipina. El desastre estaba anunciado, pero no se había hecho nada para evacuar a los habitantes de las zonas más expuestas. No se crearon almacenes fuertemente protegidos con alimentos y material médico. No se preestablecieron centros de socorro cuando las autoridades conocían los riesgos y cuando las comunicaciones eran aún fáciles. Las élites filipinas parece que ignoran todo de la política de prevención de catástrofes y que eso no les preocupa nada en absoluto. Ciertamente, los ricos, los de verdad, pueden retirarse de las zonas amenazadas. Los demás, las autoridades locales, los pobres en particular, que se las apañen allí mismo con muy pocos medios.

Las televisiones del mundo entero y los reportajes de los periodistas o de los “cazadores de ciclones” que habían acudido nos han permitido tomar la medida de la catástrofe /3. La ciudad portuaria de Tacloban (220.000 habitantes) ha sido literalmente arrasada y se teme que solo allí el número de muertos ascienda a unos diez mil. Los hospitales están devastados, el personal no tiene ya medicamentos. Abandonados, los supervivientes vagan por las ruinas para encontrar agua, alimentos, con qué vestirse, con qué reconstruir un abrigo... y el presidente Benigno Aquino denuncia los “robos”, dándose por objetivo “restablecer el orden”: ¡los tanques del ejército llegan más rápidamente que la ayuda alimenticia! En vez de señalar con el dedo, de criminalizar a las víctimas, Aquino haría mejor sacando las consecuencias de su incapacidad para proteger a las poblaciones, para prevenir el desastre.

Tacloban no es la única localidad siniestrada, ni mucho menos. Haiyan ha pasado por numerosas islas de las Visayas, además de Samar y Leyte de las que hablan los medios: 41 provincias han sido más o menos gravemente afectadas por el tifón. Las comunicaciones son muy difíciles. Es hoy imposible estimar el número de víctimas y de destrucciones. Las Naciones Unidas han prevenido que, en lo que se refiere al balance final, había que “esperar lo peor”.

Imposible no indignarse frente a un desastre así, Sin embargo, es el momento de la solidaridad. La ayuda internacional comienza a afluir; tanto mejor. Por indispensable que sea, la experiencia muestra también sus límites, incluso sus efectos perversos como no deja de recordarnos la situación dramática en Haití.

Las ayudas deben ser concebidas para dar un verdadero poder de decisión a las poblaciones siniestradas. ¡Las víctimas no deben ser tratadas como asistidas que esperan caridad! La autoorganización de los medios populares debe ser facilitada a fin de que sean capaces de defender sus intereses en un momento de gran debilidad y de gran dependencia, de gran desorientación también. En caso contrario, los más débiles corren el riesgo de ser varias veces víctimas: de la catástrofe natural, de la distribución desigual de la ayuda, y luego de una reconstrucción desigual en beneficio de los posesores.

Ayuda de emergencia (agua, alimentos, atención médica...), rehabilitación y reconstrucción deben también estar ligadas: la ayuda no debe resumirse a una intervención puntual, sino que debe ser duradera.

Con este espíritu, con esta perspectiva, la asociación Europa Solidaria sin Fronteras ha lanzado un llamamiento a la solidaridad financiera /4, para ayudar a nuestras contrapartes filipinas a socorrer a las víctimas en particular allí donde el grueso de la ayuda internacional no irá.

Notas

1/ Ver Daniel Tanuro, “Fossiles contents, Commission aux ordres – « Stop aux renouvelables, oui charbon, oui au gaz de schiste”, ESSF (article 30304) en http://www.europe-solidaire.org/spip.php?article30304

2/ Aunque los científicos establecen lar elación entre la potencia de Haiyan. Ver Philippines: Typhoon Haiyan influenced by climate change, scientists say en http://www.europe-solidaire.org/spip.php?article30311

3/ Ver en ESSF, Philippines : les premiers témoignages de « l’apocalypse » après le passage de Haiyan en http://www.europe-solidaire.org/spip.php?article30290

4/ Ver en ESSF, Les Philippines frappés par les typhons : un appel urgent à la solidarité financière en

12/11/2013
http://www.europe-solidaire.org/spip.php?article30307

HERRIEN ASTEA 2013.

viernes, 8 de noviembre de 2013 · 0 comentarios


EGITARAUA:

 Azaroak 12 - Mikelazulon arratsaldeko 1930etan
Kapitalismoa, emakumea eta bizitza.
Hizlaria :María Jesús L´hoeste (El Congreso de Los Pueblos. Colombia)

Azaroak 13 - Mikelazulon arratsaldeko 1930etan
Emakumea ikuzpegi indigenistatik.
Hizlaria : Alicia Canaviri (CDIMA Bolivia) 

 Azaroak 14
Gure herriko historia : Begirada osatuz !
Beste kultura eta historiatik etorritako lagunekin ibilbide bat egingo da herriko parte zaharraren barrena, J.M. Carrerek lagundurik. Parte hartzea irekia da.

 Azaroak 15
Herriko artista talde batek, astean zehar, mural-mosaiko bat egingo du, Lampedusako katastrofearen harira. Mosaikoa Alamedan egingo da Ikastolaren alboan. Ostiralean amaituko da. Mosaico hau izendatzen dugu:

LAGUNTASUNAREN ETA ANIZTASUNAREN MOSAIKOA.

 Azaroak 13 – Mosaikoaren aurrean arratsaldeko 20:30etan
LAMPEDUSA salatuz! Ekitaldia.

 Azaroak 16 Txintxarri elkartean 21,30etan
Saharauiar Afaria

  Azaroak 17
POZA antzerki lanaren emanaldia
 Niessen aretoan antzerkia


 *Argazki Erakusketa. ELIKADURA BURUJABETZA

La derecha extrema española, las asociaciones de víctimas y las doctrinas jurídicas vengativas

· 0 comentarios

Salvador López Arnal. Rebelión

El rayo no cesa. Tampoco la ofensiva político-cultural de la derecha extrema y sus poderosos tentáculos. Sin límites, sin ningún o con escasísimos miramientos. Así, el Gobierno Rajoy, que juega con varias cartas y a diferentes juegos, ha declarado sin enrojecer de vergüenza que la reciente sentencia del Tribunal europeo era “injusta” y “equivocada”. Se ha hablado de “inadmisible ataque a la soberanía nacional”. De traición incluso. Así se afirmó en la manifestación convocada por una asociación de Víctimas del Terrorismo que contó con la presencia de conocidos dirigentes del PP, de su ala más extrema y conservadora.

Un poco de historia:

2012: los siete jueces que componen la Sala del Tribunal Europeo de Derechos Humanos resuelven, por unanimidad, el recurso interpuesto por Inés del Río (26 años y 3 meses presa por su participación en atentados del Comando Madrid, cinco más de los que debería haber estado encarcelada según las previsiones del Código de 1973, el que le fue aplicado en su momento), declarando la Sala que la doctrina Parot vulneraba el convenio europeo para “la protección de los derechos humanos y las libertades fundamentales”. Nada más y nada menos.

En su momento, el Tribunal Supremo diseñó una interpretación jurídica concebida para alargar la estancia en prisión de los condenados por delitos de terrorismo. Concebida, redactada, aprobada para ello, la doctrina se aplicó inicialmente sólo a los presos y presas acusados de terrorismo. Después se extendió a otros delitos (sexuales, de sangre). El Tribunal permitió su aplicación finalmente, con “independencia de los delitos cometidos”, a todos los condenados por el antiguo Código Penal [1]. La interpretación incluía la aplicación retroactiva de penas más severas que las previstas en el momento de la comisión de los delitos o del establecimiento de las correspondientes sanciones.

El Tribunal Constitucional avaló la “operación jurídica”. Así, pues, unidos de la mano, al borde del abismo jurídico, Tribunal Supremo y Tribunal Constitucional. Nada menos. Los dos órganos constitucionales en los que descansa, al decir de muchos, cuanto menos en teoría, la máxima garantía de los derechos en España.

Gerardo Pisarello y Jaume Asens han señalado que los magistrados europeos han censurado este singular movimiento jurídico. “Por vulnerar el derecho a la libertad personal y por desvirtuar el sentido profundo que el principio de legalidad penal y de no retroactividad debería tener en una sociedad razonable”. Este proceso de uso abusivo del castigo no es nuevo ni se circunscribe a este ámbito. “Se remonta, al menos, al Código penal de 1995 aprobado por el PSOE. Lejos de cerrar el paso a las concepciones retributivas de la pena, esta reforma las alentó. La pena como castigo, como venganza”. Una concepción, apuntan Pisarello y Asens, “prohibida por el artículo 25 de la Constitución y absurda en un país que, a pesar de sus bajos índices de criminalidad, exhibe la tasa de presos más alta de la Unión Europea”.[2]

Ambos juristas han recordado la otra cara de la moneda, generalmente olvidada: se les han aplicado a los condenados por delitos de terrorismo criterios propios de un Derecho penal pensado para enemigos (la sombra de Carl Schmitt es muy alargada), no para ciudadanos, mientras que ha sido muy diferente el trato “otorgado a los presos del poder, como el ex general Galindo y otros condenados por su participación en los asesinatos del GAL”.

Sigamos con la cronología.

En 2013, han intervenido los diecisiete jueces que componen la Gran Sala. Han tenido que resolver el recurso –muy infrecuente por lo demás- interpuesto por el Gobierno español contra la decisión de la Sala. Esta vez no ha sido por unanimidad sino por casi unanimidad, por 16 a 1. En total, 24 jueces del Tribunal Europeo de Derechos Humanos han participado en la deliberación y fallo de las sentencias; 23, el 95,4% han coincidido en su dictamen.

Según Javier Pérez Royo [3], el tribunal supone la máxima garantía imaginable en un proceso de protección de los derechos, “en la medida en que supone la incorporación de la doble instancia al proceso de revisión de las decisiones de los Estados presuntamente vulneradoras de derechos reconocidos en el Convenio, frente a las cuales tiene que haberse agotado, además, la vía judicial en los Estados cuyas decisiones se impugnan”. Es la máxima garantía jurídica que existe en el mundo. “Fuera del ámbito territorial configurado por los 47 países signatarios del Convenio, no hay nada que se le asemeje” [4].

La unanimidad alcanzada pone de manifiesto, apunta claramente, que la sentencia era más que previsible, señala JPR. No ha habido sorpresa. Ni por la sentencia de la Sala y mucho menos por la de la Gran Sala. “La opinión de que la doctrina Parot no era compatible ni con la Constitución ni con el Convenio era y es muy mayoritaria en España”. Comenta criticamente JPR: “Los magistrados del Tribunal Supremo y del Tribunal Constitucional no podían no saberlo cuando pusieron en circulación la doctrina Parot. No podían desconocer que, en el supuesto de que tuviera que pronunciarse sobre ella el TEDH, como era fácilmente previsible que ocurriera, la declararía incompatible con el Convenio Europeo”. A pesar de ello, los magistrados españoles decidieron inventarse (el TS) y apostar (el TC) por la doctrina Parot. ¿Por qué? No saben no responden; dicen no saber, no han respondido hasta el momento.

En todo caso, insiste JPR, “es su conducta y no la del juez español en el TEDH, Luis López Guerra, la que necesita ser explicada y justificada”. Luis López Guerra, señala el traductor de los Grundrisse para OME, “ha hecho lo que han hecho todos los demás jueces del TEDH y lo que hubiera hecho cualquier juez honesto que hubiera estado en su lugar”. ¿Por qué? Porque la doctrina Parot no es compatible con el Convenio Europeo de Derechos humanos.

JPR invierte oportunamente la ubicación de la diana crítica: es la conducta de los magistrados del Supremo y del Constitucional, “que han preferido escurrir el bulto y librarse del acoso al que se hubieran visto sometidos en el caso de haber sido respetuosos de la Constitución y del Convenio Europeo, la que exige una explicación”. En su opinión, optaron “por su tranquilidad personal antes que por el prestigio de la justicia española, que ha quedado desautorizada de la manera más absoluta”. Nada menos. No es poco.

Nada nuevo, se dirá, bajo el sol injusto e inhumano de las tierras de Sefarad y del poder de unas clases dominantes reaccionarias, insaciables y de larguísima tradición represiva. El Ministro del Interior (de Gobernación), el ministro de Justicia (Injusticia) son dos destacados representantes de esas familias con mando en plaza.

Y detrás de todo ello: la derecha extrema española, algunos dirigentes (no todos) de algunas asociaciones de víctimas (no de todas, el punto es importante), y la manipulación política del dolor y sufrimiento de las víctimas y de los familiares de las acciones inhumanas, criminales e irresponsables de ETA, que, desde luego, no han sido todas sus acciones. ¿Cómo pueden ser considerados los fascistas y torturadores Melitón Manzanas y Carrero Blanco víctimas del terrorismo?

Quedan, eso sí, otras víctimas, otros familiares, de las que nadie habla, de las que no se habla. No existen a todos los efectos. ¿No son víctimas los familiares de las personas asesinadas por los GAL o por las fuerzas de los cuerpos represivos del Estado? ¿No lo son los familiares de Lasa y Zabala, torturados, asesinados y enterrados en cal viva?

¿Qué familiares de víctimas fueron recibidas por Juan Carlos I, la primera autoridad del estado, hace apenas una semana? ¿Ha recibido alguna vez el suegro de don Urdangarín a las “otras víctimas”? ¿Por qué no? ¿No son de su casa, de su España? Puestos: ¿ha tenido algún detalle, no lo desean probablemente, con representantes de los centenares de miles de víctimas del fascismo español? ¿No son víctimas los familiares de Grimau, de Salvador Puig Antich, de Otaegui, de Sánchez Bravo, de los miles de asesinados sistemáticamente desde 1939 hasta 1953? ¿Dónde están sus torturadores, sus asesinos? ¿Siguen recibiendo puntualmente las pagas del Estado? ¿También su reconocimiento explícito y sus honores de fieles servidoes? ¿Hay que olvidar ese dolor? ¿Deben seguir siendo hijos, nietos o biznietos de “delincuentes” cuyo “delito” dicen que fue “la rebelión militar”, es decir, la resistencia y el apoyo a la II República España? ¿Se trata de eso? ¿De falsear la Historia, de ubicar a estas víctimas en un lodazal de abyección?

Notas
[1] Gerardo Pisarello y Jaume Asens. http://www.sinpermiso.info/textos/index.php?id=6388
[2] Los autores recuerdan las declaraciones del actual Secretario General del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, siendo ministro del Interior y sacando músculo represivo: “el sistema penitenciario español es el más duro de Europa”.
[4] En determinadas decisiones, prosigue JPR, “puede no ser bastante la opinión de siete jueces, en la medida en que necesariamente queda fuera del debate la sensibilidad y la cultura jurídica específica de algunas áreas de los países signatarios”. De ahí la Gran Sala. Entre la Sala y la Gran Sala participan la mitad de los jueces que integran el TEDH. La decisión final puede ser considerada como si fuera de todo el TEDH. Expresa el común denominador europeo en el entendimiento del derecho sobre cuya posible vulneración hay que decidir.

Salvador López Arnal es miembro del Front Cívic Somos Mayoría y del CEMS (Centre d’Estudis sobre els Movimients Socials de la Universitat Pompeu Fabra, director Jordi Mir Garcia)

AHT- TAV STOP!

miércoles, 30 de octubre de 2013 · 0 comentarios

AZAROAK 16 DENOK IRUÑERA!

TARTALARIAK AURRERA! LA DESOBEDIENCIA NO ES DELITO!

Entzutegi Nazionalak azaroaren 18an eipatuko ditu Yolanda Barcina tartakatzeagatik 5 eta 9 urte arteko kartzela zigorrak eskatzen zaizkien 4 auzipetuak.

El 18 de Noviembre en la Audiencia Nacional tendrá lugar el juicio por la protesta de los tartazos contra el TAV en la persona de Yolanda Barcina. Piden de 5 a 9 años de cárcel por unos tartazos que en cualquier país occidental tan solo serían considerados como una multa administrativa.

FIRMA LA PETICIÓN EN CHANGE:

Mugitu Mugimendua:    http://mugitu.blogspot.com.es/

Iraganak bizi gaitu oraindik

martes, 22 de octubre de 2013 · 0 comentarios

Joxe Iriarte, Bikila. Gorripidearen kidea

Europako Giza eskubideen Auzitegiak, itxaropenari zirrikitu bat ireki dio Parot Doktrinaren inguruan ebatzitakoarekin. Baina gainontzekoetan iraganak bizi gaitu, oraindik. Errepresioa, makila dantza, da Espainiar gobernuaren politikaren ardatz nagusia Euskal Herriarekiko eta bereziki Ezker Abertzalearekiko. Trantsizioan, frankismoaren krimenak estaltzeko “borron y cuenta nueva” inposatu zuten berberek, orain, mendekuaren doktrina ezarri dute indarrean. Mendekuaren bitsa darie ahoa irekitzen duten bakoitzean.

Batzuk eta besteek urtetan aldarrikatu dute delako normalizazio demokratikoa. Nik ez dut sinisten langabeziak eta miseriak ia toki guztiak kolpatzen ari den garaiotan egora normaltzat har dezakegunik, edo kapitalismoari normala zaiona, guk ontzat hartu. Baina, bai usten dut partidu politikoen jarduera demokratikoa beharrezkoa ez ezik posible dela. ETAk eten du bere jarduera armatua, hala ere, indarrean jarraitzen du ezker abertzalearekiko errepresioa.

Nire uste apalean, Euskal Herri osoari dagokio (eta batez ere Euskal Instituzioei) 26/11 eta 35/02 delako epaiketa bertan behera gera daitezela exijitzea, eta halaber auzipetu guztiak libre utzi.

Ezingo naiz egon 26an Bilbon, baina nire gogoa eta aldarria bat egiten dute manifestazioaren asmoekin.

Fagor

sábado, 19 de octubre de 2013 · 0 comentarios


Fagor Etxetresnak lantegiko ia kooperatibista denak, datorren astean langabezira doaz.

Lanean jarraitzeko diru laguntza bat beharrezkoa zen baina horretarako laguntzarik ez ematea erabaki omen du MCCk.

Ondorioa, Fagor Etxetresnak “Pre-Concurso de Acreedores” delakoan sartzen da. Lau hilabetez zorra negoziatu behar dute, eta ikustekoa da milaka lan postuarekin zer gertatzen den. Euskal Herrian 1.700 lanpostu eta atzerrian berriz beste 4.000 dira.

Zergatiak berriz ikusita daude

Krisiak eragiña handia izan du, baina krisiaren aurretik, 15 urtetik hona hartutako erabakiak baita ere.

Atzerrian enpresak erostea da ekonomikoki larrienetakoa, (nahiz eta orduan saldu bazkideei irabazi handiak izan behar zutela) bultzatutako estrategia ezertarako ez duela balio hontxe ikusten dugu.

Baina balore kooperatiboak galtzen ikustea ere larria da: Pertsona lehen mailan jartzea, demokrazia, berdintasuna, elkartasuna… bertako zuzendaritzek MCCek buru dela ematen du aspalditik utzi zutela alde batera.

Bazkideak esaten dute oso Informazio gutxi jasotzen dutela, Demokrazia hortaz kalitate txikikoa da, eta hartzen diren erabakiak ere.

Pertsona lehen mailan jartzea suposatu beharko luke bazkide gehiengoarekin kontatzea, berdintasunean, hau da informazio guztiarekin.

Ordua da beheko bazkideen ahotsa entzuteko eta benetazko demokrazia bultzatzeko.


Relatos que sustentan el sumario y la función del Derecho

miércoles, 16 de octubre de 2013 · 0 comentarios

Macrojuicio por el sumario 35/02

Ramón Zallo

A Sabin Arana, in memoriam

Ramón Zallo, intervención en la Jornada de análisis del Sumario 35/02 en el Bizkaia Aretoa de la UPV- EHU.

Cualquier sociedad democrática requiere no solo unos valores morales y jurídicos reconocidos constitucionalmente, sino también el impulso de las élites y de las fuerzas vivas para mantenerlos inspirando cada actuación. En otro caso, valores como democracia, pluralismo, libertad ideológica, garantías procesales… se van erosionando en el camino del mal uso del Derecho subordinado a finalidades políticas.

1. La función del Derecho

El precio de la Transición amnésica lo seguimos pagando con la lectura formalista del Derecho que, en lugar de ser paraguas de amparo y orgullo de la sociedad, se convierte en herramienta de aquellas élites que ocupan poderes y marginan, ya sean sectores sociales, ya sean corrientes políticas, sometiendo a la colectividad entera a sus intereses y puntos de vista.

Cuando terminaba la carrera de Derecho a finales de los 60 los que éramos de izquierda seguíamos con interés la llamada Doctrina del Uso Alternativo del Derecho, de origen en la Italia de PCI, y que apuntaba una salida a un dilema clásico. Mientras el Derecho era siempre expresión de un momento normativo del pasado e iba siempre detrás de la realidad, las sociedades en permanente proceso de cambio –en aquella época el impulso era de democratización e igualación social- requieren que el Derecho no solo no obstaculice esas mutaciones en dirección a valores de progreso sino que, podía y debía coadyuvar al mismo.

Para ello se debían poner en primer plano: el valor de protección de la ciudadanía por delante del articulado literal; el espíritu de la ley como norma de convivencia por encima de la forma; el mandato social de justicia por delante del protocolo de un aparato de Estado.

La seguridad jurídica se vinculaba, desde luego, al principio de legalidad -de la ley cierta, de la individualización de la pena y el tasado estricto de los hechos punibles más que de las conductas- pero también a la primigenia idea de justicia y desarrollo social. Se trataba de no distanciar la justicia respecto a la evolución social y de preparar, en el tiempo, nuevos cambios cuya competencia reside en el legislador. Algo de esto ha ocurrido con la actitud de una parte de la magistratura con los desahucios, negándose a la mera aplicación de una ley injusta y forzando un cambio legal.

Nótese que el concepto “alternativo” se remite, en el lenguaje sociológico y político, a movimientos sociales de nuevo cuño, sensibilidades nuevas frente a viejos u ocultos problemas (sexismo, medio ambiente, participación..) ….

Hace tiempo que ya no está de moda esa doctrina. Además se ha producido una involución doctrinal en beneficio de una lectura formalista del Derecho y de la función de disciplina cuando no de amedrentamiento social, en un auténtico Uso Reaccionario del Derecho; y, en la parte más progresista, se ha producido el atrincheramiento en los principios de legalidad, constitucionalidad, carga de la prueba, proporcionalidad y seguridad jurídica.

Siendo necesaria la aplicación de la ley para vivir en sociedad, en la actualidad la pena se ha configurado solo como disuasora social, bajo una lógica que, en demasiadas ocasiones, oculta una lógica puramente vindicativa y de ostracismo social, ajenas a la reinserción y a la reparación.

Para el caso de delitos de intencionalidad política el riesgo es máximo porque se sustancian también espacios políticos de las elites. Y si en unos casos –corrupción, abusos de poder, terrorismo…- hay valores a proteger indistintamente de quien los cometa, en otros, con la extensión de la tipificación delictiva a corrientes políticas enteras, se entra en una zona de uso partidista del Derecho, habida cuenta que las judicaturas tampoco son ajenas a una sacralización del Estado y a las ideologías que la sustentan.

Para decirlo todo, también es verdad que, en algunos momentos de la Historia, cuando el Derecho consagra conquistas sociales largamente trabajadas, y luego hay involuciones políticas termidorianas, la letra de la ley es una salvaguarda.

Ya lo decía el sabio clérigo Lacordaire en el XIX: “Entre los fuertes y los débiles la libertad es la que oprime y la ley la que libera”. Y lleva razón en esas etapas históricas. Pero apostillaría que compatibilizar libertad y ley es lo que definiría a una justicia permanentemente basada en la convivencia y la solidaridad.

2. La cuestión del tiempo judicial

Es importante esta cuestión del tiempo en el Sumario 35/02 que se juzga en la Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional cuya vista oral se inicia el 17 de octubre de 2013. Se enjuicia a un grupo de cuarenta personas entre quienes se encuentran buena parte de quienes fueron dirigentes abertzales así como a responsables -taskeros- de las Herriko Tabernak, proveedores y gestoría. Solo faltan en el banquillo los clientes y txikiteros, pero debía ser mucho lío hacerlo. Se piden penas de prisión entre 8 y 12 años.

Es importante la idea del tiempo en tres sentidos: por el tiempo transcurrido cuando se inició el sumario (11 años); por la situación jurídica de los encausados en la época; y por la extemporánea presencia de un proceso en un tiempo político radicalmente distinto al de inicios de la década pasada.

En el primer sentido, ni qué decir tiene que son 11 años de indefensión, señalamiento, congelación de cuentas, limitación de movimientos, fianzas millonarias…. Ya es una pena adelantada sobre un juicio no realizado y que podría terminar en absolución, en una situación completamente ajena a cualquier idea de justicia, y que está basada en un Derecho Penal del Enemigo, o sea en una causa general contra el pluralismo, en este caso contra toda una corriente social tenida por enemiga por el Estado. O sea, no es un proceso en el que se sustancien bienes jurídicos, sino en el que se saldan cuentas políticas.

En el segundo sentido, es importante también la cuestión del tiempo porque, en aquella época, aun eran legales las estructuras de las que se habla. Ello implica que la atribución de delito por pertenecer a ellas vulnera el principio de irretroactividad. Y más, cuando unos meses después -27/3/2003- se ilegalizaron los partidos políticos de la Izquierda Abertzale oficial por aplicación de la entonces reciente Ley Orgánica de Partidos Políticos y no trajo consigo actuaciones penales contra sus miembros.

En el tercer sentido, hay un desfase radical entre las épocas políticas de la instrucción y del juicio.

Hay que recordar que se empezó a incoar en 2002, en un tiempo político negro que era otro tiempo social: la economía de las burbujas múltiples iba viento en popa; gobernaba el Aznar más duro; ETA mataba a cinco personas en 2002; el Estado no estaba en crisis; se abrieron procesos de ilegalización de todas las estructuras de la Izquierda Abertzale histórica; unos meses después, en febrero de 2003, se cerraba Egunkaria y ocho años después, en la sentencia, el Juez Bermúdez criticaba duramente una instrucción sustentada solo en informes policiales carentes de imparcialidad y objetividad.

Ah! Y oficiaba de juez estrella Baltasar Garzón, fabricante de la teoría de “Todo es ETA”, el elixir que pacificaría Euskal Herria, y que Mayor Oreja utilizó para criminalizar a todos los nacionalismos como actores, inductores, colaboradores, cómplices o, simplemente, culpables de silencio. O sea, por no pensar como el PP y que llevó incluso a Ibarretxe y López a los juzgados.

En el principio el Verbo se hizo Garzón quien, mientras fue útil, encandiló a los aparatos de Estado con su silogismo de parvulario que venía a decir que “si ETA es de Izquierda Abertzale; toda la Izquierda Abertzale es ETA; y toda actividad abertzale es actividad al servicio de ETA”.

Un hallazgo de un juez (progresista en otras áreas) y que sirvió para cargar la munición involucionista del Estado, mientras el insigne exmagistrado miraba para otro lado, sin investigar, cuando las cuerdas de detenidos que denunciaban torturas pasaban por su despacho.

A Garzón le pasa como a las personas mayores. Quiere recuperar la memoria lejana del franquismo –¡bienvenida sea!- pero es amnésico respecto al tiempo más reciente en el que fue nefasto protagonista. ¡Un lavado de cara en el túnel del tiempo!

Pero hoy estamos en 2013. En otro tiempo radicalmente distinto. Sortu está legalizada; Bildu es parlamentaria como segunda fuerza del Parlamento Vasco; es la Izquierda Abertzale oficial la que ha forzado el cese definitivo de la lucha armada de ETA poniéndole a las puertas de su disolución, mientras Otegi está en la cárcel como castigo por liderar ese proceso; la economía esta en crisis total; hay crisis de régimen en varios planos como son la institución monárquica, el desafío catalán al estado centralista y el desapego ciudadano respecto a los partidos mayoritarios y a un Estado del Medioestar que camina hacia el Estado del Malestar; es notorio el descrédito de las elites financieras y políticas.

En Euskal Herria hay un deseo social casi unánime de pasar página, eso sí, como decía el escritor Sánchez Ostiz, después de haberla escrito y de mirarnos en el espejo, porque ya ha habido demasiadas amnesias.

Dejando aparte las jurisdicciones penal, civil y contenciosa para temas comunes, y que operan con profesionalidad, se ha llegado a un descrédito social de esa parte del Sistema Judicial que, en base a su designación orgánica por cuotas partidistas, se funcionaliza respecto a las estrategias políticas, en una doble vía de politización de la justicia y de judicialización de la política.

No olvidemos que una democracia de baja calidad por fuerza genera un sistema judicial problemático con la separación de poderes. Así nos encontramos con un Tribunal Constitucional que ya cercenó el Estatut catalán y tiene como presidente a un militante durmiente del PP; o una Audiencia Nacional como tribunal extraordinario que, salvo excepciones, aun sigue la doctrina Garzón y, desde luego, ejecuta la doctrina Parot; o tribunales que permiten que Galindo, reo de graves asesinatos, salga de la cárcel a los cuatro años, los mismos que lleva Otegi por opinar; o que la fiscalía del Estado haya animado procesos como el de Egunkaria, Zumalabe, Herrira, o este mismo de Herriko Tabernak. Casi siempre, todo queda en nada, pero el mal ya se hizo con la instrucción.

LEER MÁS.

“En la medida en que el movimiento por la independencia se ha reforzado, Convergència se ha ido debilitando”

jueves, 10 de octubre de 2013 · 0 comentarios

Entrevista a Mikel Aramendi
www.sinpermiso.info

Conversamos largamente sobre las revueltas en el mundo árabe y sobre coyuntura política europea, española, vasca y catalana con Mikel Aramendi, antiguo militante de la izquierda radical vasca, investigador y reconocido comentarista político de la prensa euskaldún. Oriente Próximo arde.

¿Cómo interpretas el proceso acaecido en la región desde la revolución tunecina de enero de 2011 hasta la fecha?

Por una parte, debe utilizarse una perspectiva endógena, en la que entrarían los problemas socioeconómicos, la estructura social, demográfica, etc., que son harto distintos en cada país. Desde ese punto de vista, la situación en Túnez y en Egipto, por ejemplo, es muy diferente de la que se da en Siria y no digamos en los países del Golfo; las situaciones internas son muy dispares. En el caso de Túnez, es claro que la situación interna era explosiva; en el caso de Egipto, también, porque existen problemas sociales y económicos muy generales y radicales.

Ahora bien, junto a ese factor interno existe un problema geopolítico, en el que cuenta el peso, la fuerza, presencia, etc. de ese país en su contexto regional —que, en algunos casos es muy grande, como en Egipto, y, en otros, es muy pequeño, como en Túnez—. A eso habría que añadir el contexto geopolítico internacional de cada uno de ellos, sobre todo en relación con las potencias occidentales o europeas; en algunos casos, este aspecto será clave; en el caso de Egipto, sin embargo, desempeñaría un papel más periférico.

Para observar la evolución del proceso en su complejidad es importante la relación entre la élite y el movimiento popular porque también las élites son harto distintas en cada país. En el caso de Egipto, el papel que desempeñó la élite militar tanto en la primera fase de la revolución como el que ha ejercido ahora ha sido decisivo; el papel de esa élite militar en el caso de Túnez fue otro; en el caso de Libia, deberíamos observar de otro modo el papel de la élite (si es que podemos hablar de tal élite y no de una sociedad mucho más tribal, más alejada de la estructura “moderna”), partiendo de que las contradicciones socioeconómicas eran menores y el malestar social no era tan explosivo.

El caso más complejo sería el de Siria, porque ahí se entreveran muchos factores: los problemas socioeconómicos, la contradicción entre élites ―no es casualidad que el Estado haya estado en manos de élites etnorreligiosas minoritarias: alauíes, cristianos, etc.―, y que la élite suní, sin ser marginal, estuviera en un segundo plano. Pero, sobre todo, el influjo político que ejerce Siria en todos los conflictos de Oriente Medio, el papel que desempeña en el conflicto con Israel, etc. explican que sea uno de los casos más explosivos.

De todo ello se podría deducir por qué se han quedado fuera de esa ola los países que apenas han resultado afectados. En el caso de Argelia, el recuerdo del proceso de 1991 ―revolución, contrarrevolución, golpe de Estado, guerra civil, etc. ― ha funcionado como desactivador de la explosión. Seguramente, en Argelia existen tantas contradicciones sociales como en los demás países de su entorno, o más —desde luego, más que en Libia—; pero ese pasado era muy cercano y, por tanto, no podía arrancar ningún movimiento con perspectivas de obtener la victoria política. Otro caso semejante podría ser el de Iraq, que apenas participa de esta primavera porque está aún presente ese pasado tremendamente traumático; los condicionantes básicos podrían ser tan importantes como en otros países, pero la situación distaba de estar “madura”. ¿Por qué no prende la primavera árabe en Arabia Saudí? Porque su situación sociopolítica es muy diferente y el poder ha sabido blindarse a base de dinero, que tiene en abundancia. El caso de Marruecos sería muy especial…

Visto en su globalidad, se dan algunos elementos comunes, pero que se distribuyen de modos harto distintos: en algunos casos, la situación ha llegado a explotar y, en otros, aun existiendo las condiciones, no ha explotado, mientras que, en otros, incluso sin existir contradicciones muy agudas, ha habido un proceso de explosión. El caso de Bahrein tiene alguna semejanza con Siria, pero, en el ámbito internacional, el estado de Bahrein ha gozado de una protección internacional que el estado sirio no ha tenido: la llamada comunidad internacional ha respaldado la represión interna del estado de Bahrein, al contrario de lo que ha ocurrido en Siria.



emeek emana

Soberanía y emancipación

Soberanía y emancipación
Bikila

Mosaiko. Gure esju dago

Mosaiko. Gure esju dago
VIDEO. Pincha la imagen

Gorripidearen Aurkezpena

Lehenengo Konferentzia

Lehenengo Konferentzia
1ª Conferencia de Gorripidea

Eztabaida - Debate

Dekalogoa

Gure esku dago

Giza eskubideak / DDHH

Gernikako akordioa

Garoña Itxi Orain!

VIDEO. German gogoan

Etxe kaleratze gehiagorik ez!

Etxe kaleratze gehiagorik ez!
VIDEO: Pásalo

EUSKAL PRESOAK EUSKAL HERRIRA

EUSKAL PRESOAK EUSKAL HERRIRA
Joxe Iriarte "Bikila" Cumbre del Akonkagua 6.959 m

Artxiboa

Etiketak